Capítulo 2: Un puñetazo de su Majestad Imperial

Parte 1

Regresé el manga que acababa de terminar de leer a la mochila verde que se encontraba por mis pies.

En la etiqueta con nombre, que se encuentra cosida en un lado de la mochila, se puede ver un nombre escrito con letra no tan firme.

[Año 2, Clase 3 – Kanou Shinichi]

El cielo estaba claro.

El lugar en el que me encontraba era una esquina de un parque. Era bastante grande. Para chicos de escuela primaria de pequeños cuerpos que tienen un área limitada de actividades, este lugar parece como una tierra sin límites, donde la vegetación se extendía sin fin hacia todos los lados y lugares.

La esquina en la que estoy se encuentra bajo la sombra de un gran árbol.

Estoy sentado en una banca de piedra que parece hecha de piedra natural, que se esculpió de tal manera que llegó a su forma actual. Las figuras de mis compañeros no se encuentran en ningún lugar cerca de mí. Todos parecen estar jugando béisbol o lo que sea, pero yo… soy el único que no está jugando, en vez de eso me encuentro leyendo el manga que traje de casa.

Cualquiera que esté viendo, puede que solo vea a un melancólico e introvertido niño.

He sido un otaku desde los primeros años de la primaria.

— Oye, Kanou.

Siendo llamado, levanté la cara para ver quién era.

En frente de mí, se encontraba una mujer que usaba pantalones para correr, con una mirada resignada en su cara.

Ella es la maestra encargada de mi clase. Aparentemente, solía ser una digna e imponente belleza, pero ahora que se encuentra en la parte final de sus cuarenta años, se puede ver arrugas en las esquinas de sus ojos. Con una personalidad energética y algo varonil, es bien conocida en nuestra escuela como una maestra tenebrosa, quien, por ejemplo, gritaría a los que se encuentre corriendo por los pasillos de la escuela.

— ¡Voy a ser regañado! —es lo que yo pensaba.

Rápidamente escondí el manga en de mi espalda, pero… obviamente, fue muy tarde.

La maestra habló conmigo con una mirada complicada en sus palabras.

— Pensé que no te había visto por ningún lado, pero al parecer… en realidad estabas leyendo un libro en un lugar como este.

—……

Abracé mi cabeza con fuertes sentimientos.

En cualquier caso, sus palabras serán algunas de las siguientes: “No leas manga después de haber venido todo el camino hasta aquí”, “Es por esto que te volverás un idiota”, “Ve a jugar con tus amigos.” Los otros maestros me han dicho estas cosas tantas veces. Es por eso definitivamente la maestra va a decir la misma cosa también.

Como muerdo mis labios mientras mantengo silencio… la maestra me habla con un tono un tanto resignado.

— Si te mantienes alejado de los demás, no llegarás a tiempo para cuando tengamos que regresar. Si quieres leer, deberías hacerlo mejor en un lugar más cercano al lugar de reunión.

—… ¿Eh?

Pestañé unas cuantas veces y volteé a ver a la maestra.

— Umm… ¿No va a confiscar mi libro?

La maestra alzó una de sus relativamente gruesas cejas (para una mujer) y sonrió irónicamente.

— Claro, si estuviéramos en el salón de clases y en matemáticas o en clase de lengua japonesa, entonces lo haría. Pero en este momento estamos en una excursión y además de que este momento es el tiempo libre de la excursión.

—…

— Kanou. ¿Cuál piensas que es el propósito de las excursiones de clase?

— Son eventos para promover trabajo en equipo y nutrir la cooperación.

Le di una respuesta inmediata.

Es lo que los otros maestros me han dicho tantas veces durante las anteriores excursiones que han hecho que me salgan callos en los oídos.[1]

A pesar de la respuesta…

— Esa meta no está mal, por supuesto. Sin embargo, también son ocasiones para estudiar las cosas que no se cubren en las clases normales en la escuela.

— ¿Qué no se cubren…?

— Sumas y multiplicaciones. Como leer y escribir. La vida no puede ser simplemente realizada con estas habilidades por si solas.

— ¿Realizada?

Con mi mente siendo incapaz de seguir tan complejo concepto, tambaleé mi cabeza como muestra de mi confusión.

Tras haber nacido, no he vivido ni siquiera 10 años… para un niño que todavía no ha entendido por completo la estructura de la sociedad, la palabra “vida” no se siente tan real. Para un niño que ha vivido sin preocupaciones bajo la protección de sus padres, el concepto de “realización” se siente como algo aceptado y es un reto imaginar una situación sin él.

— Ummm…

Tras pensar por un rato, la maestra me hizo una pregunta.

— ¿Qué es lo que te gusta del manga, Kanou?

— Pues… me gusta que el protagonista se enfrente a los malvados y logre triunfar.

— ¿Eso es algo fácil de lograr?

Sacudo mi cabeza en señal de negación.

Para poder derrotar a los tipos malos, los protagonistas tienen que trabajar duro y aprender ciertas técnicas que le aseguren derrotar al enemigo y que ellos tienen que tener batallas en las cuales no tengan esperanzas de ganar y se levanten una y otra vez aun cuando son derrotados de formas terribles.

— Eso está bien, ¿No es cierto?

La maestra asiente.

— Incluso los mangas son libros. Quiere decir que, si los lees de manera adecuada, hay cosas que ellos pueden llegar a enseñarte también.

—… Incluso los mangas… son libros.

Hablando del tema, mamá y papá también me han dicho algo similar.

Los libreros de mamá y papá cuentan con una gran cantidad de mangas y novelas ligeras y yo tomaba prestados diferentes volúmenes cada tiempo para leerlos.  Sin embrago, la manera en que papá y mamá lo dicen, que son “material necesario para su trabajo,” así que a mi vista ellos son “cosas que los adultos usan para sus trabajos” y nunca he considerado que son “cosas de las cuales los niños pueden llegar a aprender.”

— Esto es…

Sintiendo como si escamas hubieran caído de mis ojos, di una larga y dura mirada a la portada de mi manga.

— ¿Mi… libro de texto?

— O al menos algo que tiene el potencial de ser un libro de texto. Todo depende de ti.

La sonrisa en la cara de la maestra que me dijo esto… incluso en este día, todavía la recuerdo perfectamente.

***

Siento como mi conciencia se está recuperando poco a poco.

Mientras empiezo a abrir mis ojos, una luz blanca se empezó a abrir paso a través de la abertura de mis ojos. Escucho el sonido de los pájaros desde algún lado y aire que parece estar diciendo “oye ya es de mañana” flotando alrededor. En otras palabras, es exactamente como un “asa-chun[2]”.

— Nn…

Por ahora, continúo pestañeando unas cuantas veces más.

Con el fin de quitarme por completo la sensación de somnolencia que se siente en mis ojos, decido levantarme de mi cama.

No se dé que otra manera decir esto, pero la sensación de cuando me desperté de hoy se siente muy bien. Tiempo atrás durante mis días de guardia de seguridad del hogar, mis horas de despertar han sido un poco inestables, lo que causo que el límite entre dormir y levantarse se sintiera un tanto borroso. Como resultado, cuando despierto, yo no me sentiría con tanto ánimo de levantarme por un rato. Ayer, debido a que estaba cansado por las numerosas sorpresas, aparentemente fui capaz de dormir profundamente y pacíficamente, por lo cual ahora que desperté tengo una mente clara.

Mientras estaba sumergido en mis pensamientos……

—… Buenos días, Danna-sama.

Escuché una voz tan linda, como el sonido de una campana desde el otro lado de mi puerta.

— ¿Puedo pasar?

— Ah… dame un segundo.

Me apresuro a acomodarme el pelo para no tener nada fuera de lugar debido a la cama.

Por el momento pienso que estoy bien. Mi pijama también está bien. Mi fenómeno fisiológico de la mañana está… bien, estoy cubierto con las sabanas así que debería de estar bien.

— Ya puedes pasar.

— Disculpe la intromisión.

La persona que entró a mi habitación, en respuesta que di a través de la puerta, es Miusel.

La sirvienta con orejas de elfo. Encima de eso, creo que ella tiene una vena un poco tosca.

Ella es una bishoujo digna de preguntar “¿Qué sucede con todos esos rasgos?” Cuando alguien como ella, que solo aparece en la imaginación y en videojuegos, termina siendo alguien tan cercana a mí en la vida real, los rasgos de su extravagante personaje hacen que me sienta muy nervioso.

No. Aun dejando de lado todas las cosas relacionadas con los rasgos y demás, ella es en verdad linda.

Su cabello, el cual está dividido y amarrado en ambos lados de su cabeza, con un color muy rubio. Su piel era tan suave y blanca como la porcelana, mientras que sus ojos son como gemas azules con un alto grado de traslucidez. Sus suaves y gruesos labios brillan débilmente con el color de los pétalos de sakura. Perfección pura.

Su estructura facial es aseada, equilibrada y dulcemente linda… no en una forma vistosa, sino que en una forma modesta y reservada. Su dulzura es tal que cuando la miro, siento que estoy siendo curado.

Sin embargo…

No me di cuenta de esto ayer, con todo lo que estaba sucediendo, pero… a través de su uniforme de sirvienta su cuerpo es realmente delgado, ahora soy capaz de decir, que incluso sobre su ropa, que la forma de su cuerpo tiene curvas y mucha elasticidad en todos los lugares indicados.

¡Ahhh! Esta chica es realmente linda.

Estoy tan embellecido por Miusel que apenas soy capaz de resistirme de agarrar mi almohada y abrazarla y rodar de un lugar a otro en este mismo momento.

Sin importar si ella está o no consciente de los sentimientos que estoy sintiendo en este momento… bueno, al parecer no ha pasado siquiera su mente. Miusel muestra una débil sonrisa en su cara mientras habla[3].

— He terminado las preparaciones para el desayuno.

Oou. ¡“He terminado de hacer el desayuno”! ¡Una sirvienta dijo eso! ¡A mí!

Estuve a punto de voltearme y gritar con todo lo que tengo.

Cuando se habla de sirvientas, esta línea es la más estándar de todas las líneas. Siempre he imaginado esta envidiable situación, pero… ¿cómo alguien que en verdad está viviendo esta situación? Es en realidad un tanto embarazoso.

— Disculpa por estar siempre molestándote.

Estaba tan nervioso que di una respuesta completamente irrelevante.

Claro, como un residente de este mundo, no hay ninguna forma de que Miusel supiera responder con “Papan[4], prometimos no hablar sobre ello,” así que, ella solamente está mirando con la mirada vacía dirigida hacia a mí con su cabeza inclinada.

— ¿Siempre?

— Oh, ummm, disculpa, tenía que hacerlo.

— ¿Tenías que hacerlo?

— Bueno, es como un monólogo o ya sé, es algo como un saludo en mi país.

Dije algo al azar para que lo olvidara.

Al parecer Miusel de alguna manera logró entenderlo. Ella continuó con su camino en dirección a las ventanas y abrió las cortinas. Mientras empieza a entras más y más luz a la habitación, ella vuelve hacia mí y me hace una pregunta.

— ¿Va a desayunar aquí? ¿O tal vez en el comedor?

— ¿Eh? ¿Aquí? Quieres decir, ¿Aquí mismo?

— Si tú lo deseas, puedo traerlo hasta aquí…

— Hmm, No, Mejor iré al comedor.

Ya he dejado de estar aislado en mi casa, así que no hay que hacer cosas como desayunar en la cama. Además, simplemente quiero comer el desayuno junto con Miusel. No puedo exactamente hacer eso y decir “vamos a desayunar todos juntos aquí.”

Me levanto de la cama y empiezo a desabotonar mi pijama…

—…

Entonces me congelo.

Es debido a que Miusel vino a mi lado y puso una mano en mi playera, como si fuera lo más natural en el mundo.

— Umm…

— ¿Si?

— ¿Qué es lo que estás haciendo?

— ¿Eh…?

Sus largos ojos parpadearon unas cuantas veces en señal de sorpresa, he inclinó su cabeza hacia un lado.

— ¿Qué es lo que quieres… decir? ¿He cometido algún tipo de error?

Una mirada temerosa se puede observar rápidamente en su cara.

— No, no has hecho nada. Me voy a cambiar ahora.

— Sí.

—… cambiar ahora.

— ¿Si…?

Miusel me mira con una expresión complicada.

No. Me voy a cambiar ahora, así que quiero que salgas…

— Me voy a cambiar. ¿Qué es lo que vas a hacer?

— Voy a ayudar a Danna-sama a cambiarse…

— ¡Por favor no lo hagas!

Dejé salir involuntariamente mi voz, que terminó pareciendo un chillido.

Solo tengo un par de boxers debajo de mi pijama. Además, ese fenómeno fisiológico de los hombres sigue siendo bastante fuerte, así que si me quito mi pijama… va a ser muy pero muy embarazoso para mí.

— ¡¿Estoy terriblemente arrepentida?!

Miusel está moviendo su cuerpo tembloroso hacia atrás.

Pareciendo como si hubiera hecho un terrible error en ese momento, ella se tropieza dándome una sensación de que está exagerando la situación.

— ¡¿Hyau?!

— ¿Te encuentras bien?

Con la confusión de la situación, me muevo rápidamente hacia Miusel y tomo su mano para ayudarla levantarse.

— Me-me encuentro bien… disculpa la molestia.

Con nada, pero vergüenza en su cara, ella rápidamente retira su mano.

Uu. Eso me dolió un poco. Ella no tenía que retirar su mano tan rápido, como si fuera a tocar algo que está realmente sucio.

— Estoy realmente, arrepentida. Sin pensar en detalle, traté de hacer algo realmente irrespetuoso… para que alguien como yo toque directamente el cuerpo de Danna-sama…

— ¿Eh…?

Debido a que escuché una respuesta que se encontraba completamente fuera de mis expectativas, dejé escapar una voz un tanto tonta a través de mis labios.

¿Qué está diciendo esta chica?

— No. Está bien que me toques, como por ejemplo que tocar las puntas de nuestras manos causando que nuestros corazones se aceleren, lo cual llevaría a que se levante una bandeja… eso no es lo que trataba de decir.

Recuperé mis sentidos después de haber dicho todo esto.

En resumen, Miusel ha entendido que mi repentino grito de “¡Por favor no!” como si tocarme fuera una transgresión… por lo tanto ella pensó que yo odiaba ser tocado por ella. Es por eso que cuando agarré su mano para ayudarla, pensó algo como de “toqué a Danna-sama otra vez, a pesar de que él lo odia” en el interior de su mente.

En primer lugar, yo soy un desconocido del tipo el que ella jamás ha visto en toda su vida… en la cima de todo eso, el valor de las cosas del país conocido como Japón es completamente desconocido. Ella no puede determinar mi estatus social, y por lo tanto, cuando rechacé sus esfuerzos por ayudarme a cambiar, ella terminó con la impresión de que soy un noble de tal grado que ella no está permitida de tocarme.

Lo cual es completamente basura, por supuesto.

— Mira, Miusel.

— Si, Danna-sama.

Probablemente esperando ser regañada, Miusel se ve como si se estuviera preparando para soportar algo.

— No sé qué es lo que se considera “normal” en tu país. Pero en el mío, no hay nadie que se enojaría solo por ser tocado un poco.

Bueno, puede que haya chicas que odiarían ser tocadas por un otaku como yo. Pero eso solo complicaría más la conversación, así que decidí no mencionarlo. Le expliqué que, por ejemplo, una situación donde una sirvienta simplemente toque a su maestro y sea castigada por “insolencia”… ese tipo de situación no ocurriría en mi mundo, debido a que no existen diferencias extremas en el estatus social.

— ¿Es… es verdad lo que estás diciendo…?

— Si lo es. Es por eso que no te preocupes.

— Pero entonces…

— Por lo cual…

Continúo hablando, pero ahora con el ceño un tanto fruncido.

— Cuando te dije que te detuvieras al ayudarme a cambiar de ropa, es porque en mi país no hay chicas que ayudan con eso porque resulta embarazoso.

— ¿… Si?

Los ojos de Miusel están redondos y perplejos.

Parece que ella no puede comprender del todo lo que estoy tratando de decir…

— Ok, entonces déjame hacerte una pregunta. ¿Qué es lo que harías si fuera yo el que se ofreciera a ayudarte a cambiarte?

— ¿Cómo es posible que alguien con un status tan alto se le ocurra ayudar a alguien con un status tan bajo como el mío?

En un apuro, Miusel esta furiosamente sacudiendo su cabeza.

— No, eso no es lo que quería decir. Que si, por el bien del argumento, los dos estuviéramos en la misma posición y estatus social. ¿No sería embarazoso para un chico ayudarte a cambiarte de ropa? Él te vería vestida solamente con tu ropa interior, ¿sabes?

— Eso es…

Viéndome con los ojos hacia arriba, sus mejillas lentamente se vuelven rojas y ella concuerda.

Oh dios mío, incluso cuando ella esta tan nerviosa, sigue siendo extremadamente linda.

— Es lo mismo que eso. En cualquier caso, cambiarme de ropa es algo que puedo hacer por mí mismo, así que deberías dirigirte al comedor primero, Miusel.

— Sí… entiendo.

Finalmente sintiéndose tranquilizada, Miusel sonríe antes de inclinarse y salir de la habitación.

—… Esto puede convertirse en un problema más grande de lo que esperaba.

Esto es algo que es muy probable que vuelva a suceder. Mientras considero todas las posibles colisiones de culturas, lo único que puedo hacer es suspirar.

***

Después de terminar de cambiarme, camino a través del pasillo de la mansión que lleva al comedor.

A pesar de que este es un mundo paralelo, los habitantes son humanos como nosotros, así que la estructura de sus edificios más básicos es la misma. Bajo la búsqueda común de comodidad, es natural que ambos lados terminaran en algo similar. Esto es la tan llamada “evolución paralela”… el fenómeno donde dos lugares que empiezan con condiciones similares es muy probable que se desarrollen en caminos similares.

Incluso el pasillo en el cual estoy caminando tiene la fachada que da la sensación de una “Mansión Europea”.

El espacio del pasillo es suficiente para que dos adultos pasen al lado del otro con sus manos abiertas. Hay ventanas posicionadas a cierta distancia de ellas y el piso está cubierto con madera en forma de diversas figuras geométricas.

Por cierto, lo que estoy usando es aparentemente las ropas estándar para el Imperio Eldant. Lo más seguro es que también fue afectado por la evolución paralela, este conjunto de ropa está compuesto por una camisa y pantalones, una combinación con la cual estoy muy familiarizado. Sin embargo, debido a que estoy siendo tratado como un noble, ornamentaciones como bordados han sido añadidos a lugares como el cuello y muñecas.

— Pero enserio, es tan linda.

Estoy hablando de Miusel.

Para bien o para mal, mis preferencias son bastante amplias. Personajes tipo Loli y del tipo de hermanas mayor con lentes y grandes atributos como Minori son un hecho, pero encima de esos, enfermeras, sacerdotisas y una gran variedad de otros… con la excepción de hermanas, me pueden llegar a deslumbrar casi todo tipo de personaje que exista.

Sin embargo, con todas las cosas consideradas, soy débil contra personajes balanceados sin ningún punto débil que sea muy notorio, como la linda sirvienta Miusel. Especialmente la arreglada pero encantadora aura que ella emite es lo que ha tomado por completo mi corazón.

Sirvientas, elfos y dojikko[5].

Debido a que este tipo de chica está tratando tan valientemente de servirme, no hay ninguna forma de que solo lo deje pasar. Estoy tan feliz que no me puedo calmar por completo.

Debido a esto… cuando regreso a mí mismo, me doy cuenta que estoy vagando en lugar un tanto raro.

Este lugar parece como una bodega de algún tipo, y a pesar de que es de mañana, el interior es un tanto oscuro. Hay unas cuantas ventanas cerca del techo para ventilación, pero no hay más lugares desde los cuales pueda entrar luz solar. Limitar la exposición a la luz solar se usa para prevenir cosas de ser afectadas de manera negativa por los rayos ultravioleta o el cambio de temperatura, ese es el concepto detrás de áreas de almacenamiento como bodegas. A pesar de saber eso, sin embargo, parece como si el sol no se llegara a este lugar… francamente hablando, me hace sentir escalofríos.

Sintiendo algo fresco a través de mi espalda, trato de voltear y regresar por donde vine.

En ese momento……

— ¡¿…?¡

Algo muy adentro de la habitación está retorciéndose por el lugar probando un crujido, lo cual causa que, inconscientemente, me congele en donde estoy.

Justo después, empiezo a escuchar un sonido de como algo cayéndose, de algo que esta pegajoso a otra cosa, entonces siendo despegado. Pegado, luego despegado. Es similar al sonido de cuando alguien está caminando con los pies desnudos, pero eso no explicaría también porque estoy escuchando sonidos parecidos a garras rasguñando el suelo.

Hablando del tema, solía haber un juego de terror que solía jugar. Lo que estoy sintiendo en este momento es lo mismo que sentí cuando en el juego fui atacado por perros zombis. Sus garras arañando el piso mientras ganaban tamaño gracias a que cada vez estaban más cerca… recuerdo estar extremadamente asustado.

El sonido es algo que es más que suficiente para producir miedo.

Esto es especialmente cierto en un lugar como este, donde la oscuridad limita de manera severa la visión.

— Este lugar es…

Además, este es un mundo paralelo.

Es un mundo donde dragones y elfos existen de manera natural. No sería extraño que existieran también zombies.

Una cara grotesca aparece de manera repentina de las sombras.

Es una cabeza de aspecto sombrío con un hocico largo. Su boca, la cual es de lado a lado de su cabeza, parece ser capaz de devorar a un niño pequeño entero. Las pequeñas escalas que cubren su piel no están emitiendo ningún tipo de calor corporal. Una pupila que parece inhumana, la cual parece como si fuera una cortada de un cuchillo siendo vista a través de ella, se mueve en una forma mecánica antes de fijarse en mí.

— ¡UWAAAAAAAAAA!

Debido al terror, dejo salir un grito y levanto mis manos sobre mi cabeza.

Pongo mis puños al lado de la cabeza-la parte que es probable de ser su mejilla-con toda la intención de destruirla, pero todo lo que consigo es una reacción de que no le hice nada. Unos segundos después de que golpeé al objetivo cubierto de escamas, me doy cuenta de un dolor y una sensación de quemadura en la superficie de mis puños. Espera un segundo, ¡¿Qué es lo que esperaba conseguir contra un monstruo con mis manos desnudas?!

En internet, he leído historias de empleados de casas embrujadas en las cuales son asaltados por clientes que ellos han espantado. Nunca había pensado que, yo, algún día golpearía a alguien por reflejo. No tengo palabras para decir lo que los humanos pueden hacer cuando son presionados contra un callejón.

En cualquier caso, no escogí la opción de correr.

Es demasiado tarde para lamentaciones. Tengo la sensación de que, si expongo mi espalda, tendré mi cabeza separada de mi cuerpo, así que no puedo correr. Si mi actual situación fuera en un RPG y seleccionara la opción de “correr”, de manera segura obtendría el mensaje de “¡Sin embargo, tu camino ha sido bloqueado! No puedes correr.”

Lo cual deja pelear como la única opción.

— ¡WAAAAAAAAAAAAAAA…¡

Todavía en un estado confundido, golpeo la cara de mi oponente una vez más.

Duele. Duele demasiado. En primer lugar, Nunca he entrenado mis puños, y en el otro lado está un sombrío, reptil cubierto de escamas, así que por supuesto soy yo el que se va a hacer daño. Pero si puedo espantar a mi oponente, puede que haya una ventana de oportunidad para que escape… Espera un segundo.

Espera un jodido segundo.

¿Cara de reptil?

El momento que doy mi tercer golpe, me doy cuenta.

En el periodo de tiempo que me tomo a mí, una persona cuyos reflejos no son muy buenos, dar tres golpes… la otra parte no indicó tener ninguna intención de moverse. No buscó formas de contratacar o de huir. Solo está parado donde está.

— ¿… Eh?

Inconscientemente inclino mi cabeza.

En respuesta, la extraña cabeza también se inclina, entonces me habla con una voz dudosa.

— ¿Te encuentras bien?

— ¿… Eh?

— Si desea golpearme, por favor use esto.

Con ambas manos cubiertas de escamas, el otro lado me ofreció algún tipo de palo. Justo como un “palo de madera” que aparece en los juegos RPG como el primer equipamiento de un personaje recién creado, este palo también tiene algo de tela amarrada en la zona en la cual se supone que se debe agarrar.

— Ese lado fue usado para abrir hoyos en los jardines para plantar semillas hace unos momentos. Tus manos se ensuciarán si agarras el palo de ese lado, así que por favor agárrelo desde este lado.

— Aah. Gracias por tu ayuda… okay, eso NO es lo que se supone que debo decir.

Después de aceptar obedientemente el palo que fue ofrecido a mí, sacudo mi cabeza furiosamente.

Este no es un espectro o monstruo… es el mayordomo de esta mansión. Él es un hombre lagarto con nombre Blük, si recuerdo correctamente. Él fue presentado ayer, pero debido a que estamos en un lugar oscuro y nuestros ojos se encontraron repentinamente, no pude hacer nada excepto sentir miedo… para ser más precisos, dejé que un malentendido se metiera en mi cabeza.

— ¡Lo-Lo siento!

Nervioso, me disculpé rápidamente.

— No pude evitar golpear debido a la sorpresa, pero ¿Estás herido en alguna parte?

— No. Como puedes ver estoy cubierto de escamas.

Sus modales son tan despreocupados como sus palabras.

Al parecer, no parece que este sangrando por alguna parte y tampoco hay cortaduras. Pero no puedo saber si hay algún sangrado interno debido a las escamas.

— En vez de preocuparse de eso, la mano de Danna-sama…

— ¿Eh? ¡Uwah!

Cuando dijo eso, mire a mi propia mano… sangre se puede ver saliendo de heridas por todos lados.

En primer lugar, no tengo experiencia alguna con las artes marciales de manos desnudas. Haber hecho golpes con toda mi fuerza, el resultado es que termine hiriendo mi propia mano. Las cortadas se deben, lo más probable, a las escamas.

Hablando del tema, he leído que es posible que los huesos dentro de los dedos de una persona se rompan si un puñetazo es hecho con el puño en una mala posición. Probablemente debería estar agradecido que todo lo que conseguí fueron unas cortadas.

Sin embargo, no puedo entender a Blük.

¿Qué es lo que está pensando? Solamente porque es un empleado, permitir que él sea goleado… y que luego me dé un garrote diciendo “Si deseas golpearme, por favor use esto.” Mi razón no puede seguir eso.

—… ¿Danna-sama?

Tras escuchar el repentino grito, volteé a ver de qué se trata.

De pie ahí se encuentra una persona en shock presionando su mano contra su boca—la persona que se encuentra ahí es Miusel con una cara pálida.

La dirección de su mirada es mi mano derecha. La expresión de su cara me hace seguir su mirada. Esa mano está cargando el garrote como si diciendo “esta es un arma contundente” y “yo lo golpeé con esto.” Actualmente estoy parado enfrente de Blük, me imagino como mi figura se ve en sus ojos…

— ¡Es-Esto no es lo que parece!

Aviento el palo de madera y hablo en una manera nerviosa.

— Miusel… este es algún tipo de malentendido.

A pesar de que la verdad es que lo golpeé, y no hay ningún malentendido.

Sin embargo, debido a que todo paso tan rápido, puede ser explicado como auto-defensa… o puede que no, pero en verdad no quería hacerlo con malicia. En cualquier evento, incluso con mis patéticos intentos de dar excusas, diez de diez personas que hayan presenciado la escena pensaría que he estado golpeando a Blük.

A pesar de eso…

— ¡Danna-sama! ¡Tu mano está sangrando!

—… ¿Eh?

Corriendo con pasos cortos, con una apariencia pálida en su cara, lo que Miusel agarra es… mi mano.

Sacando un pañuelo blanco de uno de sus bolsillos, Miusel lo presiona contra la herida que se encuentra en mi mano. Después de eso, en un estado mental totalmente confundido… su mirada viaja de izquierda a derecha como si estuviera buscando por ayuda, hasta que por fin habla como si ella hubiera tenido una realización.

— La caja de medicinas está… no, tenemos que ponernos en contacto con el doctor en la central de tratamiento médico.

— No espera, no hay necesidad de hacer todo eso…

Ella esta tan agitada que hace que quiera disculparme en el momento.

— Más bien… cálmate Miusel. Las cortadas no son muy severas.

— P-Pero…

— Mejor dicho… son ustedes dos los que están actuando extraño.

Doy un paso para atrás para poder mantener a Miusel y a Blük en mi campo visual.

— ¿Extraño? ¿Cómo sería eso?

— Y-Yo lo siento mucho. No lo entiendo realmente, pero lo siento mucho…

Blük inclina su cabeza y una expresión asustada se puede percibir del rostro de Miusel, como si esperara ser regañada.

— No, quiero decir… Fui yo el que repentinamente golpeó a Blük, ¿No? Incluso si no lo lastimé, dejar tranquilamente que un extraño lo golpee. Y para Miusel, en vez de a mí, ¿No te deberías de preocupar por Blük primero?

No importa cómo se vea el asunto, soy yo el que se supone que debe ser regañado.

A pesar de eso… ambos intercambian miradas en blanco entre ellos.

La manera en la que están actuando es como si no entendieran lo que estoy diciendo.

¿Qué pasa con sus reacciones?

— Como decía… Blük no hizo nada malo, ¿No? Pero aun así lo golpeé, así que debería ser yo al que culpen y las heridas son cosas que me simplemente me gané.

— Sin embargo, Danna-sama.

Blük habló con una voz dudosa… bueno, es un hombre lagarto, así que no puedo leer sus expresiones faciales.

— ¿No se supone que si un Noble golpee a un semi-humano sea de lo más normal?

—… ¿Hah?

Inconscientemente dejo salir un sonido un tanto tonto.

De hecho, he escuchado de Matoba y compañía, que debido a mi estado de invitado de estado del Imperio Eldant, estoy siendo tratado como un noble. Pero….

— ¿Normal? ¿Incluso sin ninguna razón?

— Porque ellos son nobles.

Es lo que dijo Blük.

La conversación sigue estando un tanto desfasada, pero… en resumen.

En el Imperio Eldant, la diferencia en status social es absoluta y debido a eso, los nobles tienen autoridad sobre la vida y muerte de sus sirvientes. En resumen, los sirvientes son esclavos… no, su tratamiento es como si fueran ganado.

Por lo tanto, que nobles golpeen sirvientes semi-humanos sin razón alguna es algo de lo más normal.

Justo como no hay humanos que se molestan por cada desastre natural como tifones o terremotos o inundaciones, ser golpeado por un Noble es algo que “solo pasa” para ellos.

… ¡Oi oi oi!

— ¿No los altera que pase eso?

— ¿Qué nos altere?

— Eso… ¿No sientes como si quisieras devolver el golpe, o algo parecido?

Preguntó tímidamente.

Si dice “Oh ya veo, tienes razón” y me golpea, eso sí que será algo de que temer.

— Semi-humanos no pueden oponerse a humanos, así que…

La que respondió fue Miusel.

— ¿Qué quieres decir?

Junté mis cejas y le pregunté.

Después de estar sumida en sus pensamientos por un corto periodo de tiempo, Miusel abrió su boca.

— No sabemos cómo son las cosas en el país en el cual Danna-sama vive, pero… en este país, razas son términos de superioridad.

— Superioridad…

Murmuré para mí mismo en aturdimiento.

Después de todo… lo que escuché de Miusel, fueron palabras que encontré extremadamente ofensivas.

En este mundo, el sistema de gobierno pone a los humanos en la cima y a todos los semi-humanos debajo de ellos.

En términos de nivel individual, los “humanos” son inferiores en términos de fuerza física, habilidad mágica y una variedad de cosas más.

Sin embargo… los elfos tienen una gran habilidad mágica, pero su fertilidad es baja.

Los hombres-lagarto tienen cuerpos robustos, pero su cantidad de maná es casi cero, para si no fuera poco debido a que son reptiles, su fuerza puede subir o bajar dependiendo de la temperatura atmosférica, lo cual los pone en un estado inestable.

Parece que hay otra gran cantidad de semi-humanos en este mundo, pero al final de todo, debido a que la raza humana es la más balanceada sin que tengan una específica debilidad y también debido a que son la raza con más población, ellos son capaces de desarrollar civilizaciones y cultura y también que se reúnan en grandes grupos y establezcan gobiernos.

En vez de buscar adaptarse al ambiente, estos grupos son lo suficientemente grande para que ellos sean los que alteren al ambiente.

Con el desarrollo de técnicas agrícolas, la cantidad de cosecha puede ser incrementada. Con cosechas más grandes, la sociedad se puede mantener a una mayor escala. Este excedente de población no tiene que dedicarse a la agricultura y puede buscar el desarrollo en otros ámbitos. Así es como se fundan los trabajos especializados, como ser un soldado o un académico.

En consecuencia… la industria agrícola se vuelve más sofisticada, la ganadería y la manufactura se desarrollan y más poder militar es creado para proteger a los ciudadanos de peligros externos. Entre más larga sea la comunidad, la vida de cada individuo se vuelve más estable, dando como resultado más población.

En contraste… los poderosos semi-humanos que prefieren vivir junto con la naturaleza solo pueden hacer comunidades pequeñas que son susceptibles a desastres naturales, a hambruna o a invasiones de enemigos externos.

— Y es por eso que los humanos son una existencia superior.

Concluyó Miusel.

—… Pero…

Entiendo la lógica. La entiendo, pero…

Tener esta dura realidad justo enfrente de mí, hace que pierda las palabras para describirla.

Estoy bastante familiarizado con la idea de discriminación hacia semi-humanos, ya que es frecuente en juegos y mangas.

Sin embargo, también estoy muy familiarizado con la perspectiva del lado que es discriminado, así que cuando veo una sociedad en la cual la discriminación es un sistema aceptado… no puedo excepto sentir escalofríos.

Blük, quien dejó ser golpeado.

Miusel quien se preocupó más por la mano de su “Danna-sama” que sobre cómo estaba su compañero.

Estoy enterado de que la culpa no está en ninguno de ellos, pero… con un ambiente complicado en la habitación, todo lo que puedo hacer es suspirar.

En ese momento….

—… ¿Qué es lo que están haciendo chicos?

Una voz asombrada se puede escuchar.

Cuando volteamos, podemos ver a Minori parada justo ahí.

— No los veía, así que vine a buscarlos.

— Ah… umm.

Viéndome como si estuviera esperando una buena explicación, Minori continúa hablando.

— Después del desayuno, Será tiempo de trabajar. Matoba nos está esperando en el palacio.

 

Parte 2

La ciudad del castillo… este lugar, también parece un pueblo Medieval Europeo que puede que haya visto antes.

Pavimentos de piedra y edificios hechos de ladrillo. Cada una de las casas tiene uno o dos tubos de chimenea/ventilación junto a ellas, de las cuales algunas están emitiendo humo en este momento. Probablemente el humo provenga de una chimenea o de una cocina. Y en las calles, claro, no hay automóviles, pero, se pueden ver varias carretas y carruajes de caballos yendo de lado a lado.

No… son similares a carruajes de caballos, pero no son exactamente carruajes de caballos.

¿Tal vez debería llamarlos “carruajes de pájaros” en su lugar?

El carruaje que Minori y yo estamos conduciendo, es exactamente lo mismo. Por alguna razón, en este mundo, carruajes no son llevados por caballos, pero por algo parecido a avestruces… en cambio de que no pueden volar, estos pájaros pueden correr demasiado rápido. Sin embargo, en vez de tener largos cuellos como los avestruces que conozco, estas aves son redondas y robustas, y básicamente parecen como gorriones de dos metros de altura.

Para decirlo en términos simples, es un chocobo.

A pesar de que se ven muy lindos y encantadores a través de la pantalla de una computadora, cuando hay un pájaro que es más alto que un humano que se encuentra al alcance de un brazo, produce un tanto de… temor. Siento como si fueran a partir mi cabeza con sus picos. Son herbívoros, aparentemente.

— ¿No vamos a usar el carro… The Light Armor[6]?”

— Estoy sorprendida de que conozcas el nombre de cariño para el LAV.

Minori sonríe irónicamente.

— Aparentemente, el pasaje híper dimensional es una cosa bastante difícil de manejar. El ancho del pasaje no puede ser expandido.

De acuerdo a Minori… justo después del descubrimiento del pasaje híper dimensional, ellos trajeron una excavadora para hacer hoyos alrededor, pero todo lo que consiguieron fueron tierra y piedras y el pasaje no se expandió incluso cuando le dieron más área.

— Después de todo, si somos demasiado descuidados con el trabajo en ampliación y termina causando que el pasaje se cierre, nos causaría muchos problemas. Es por eso que lo único que hicimos fue reforzar el lugar con concreto y resina. Hay un límite en la cantidad de cosas que podemos traer en cada viaje… la capacidad máxima es más o menos del tamaño de un camión. El LAV, para traerlo, tenemos que desmontarlo, y armarlo de este lado. Debido a esta limitación, cosas como la gasolina y otros consumibles son relativamente escasos.

—… Hah. Ya veo.

Aparentemente, este hecho fue uno de los factores que llevó a la conversación de “comerciar con productos de la industria otaku.”

Una vez aceptado que es imposible transportar una larga cantidad de bienes, es natural que la atención sea enfocada hacia la información. Con solo traer una copiadora que sea bastante eficaz, manga y novelas ligeras pueden ser producidas en masa en este lado, y también hay una gran cantidad de flexibilidad en traer bienes basados en el papel.

Y para el anime, puede ser disponible para el público haciendo algo parecido a un cine, y las únicas cosas que son necesarias son un proyector y una pantalla. Un parque de atracciones puede ser construido alrededor de ello y después se pueden traer consolas de videojuegos lo que atraería visitantes y se les podría cobrar por entrar.

— Cambiando un poco el tema.

Minori me mira otra vez a la cara y dice claramente.

— En caso de que no lo recuerdes, voy a repetirlo. No hagas nada innecesario. No digas nada innecesario. ¿Entendido?

— Sí, entiendo.

En este momento… nos estamos dirigiendo al Palacio de Eldant.

En resumen, justo como Minori explicó ayer, es el lugar en el cual el líder de este país vive. Como lo que el Palacio Imperial y la Residencia Oficial lo son para Japón y como lo es la Casa Blanca para Estados Unidos, el Palacio de Eldant es donde las personas más importantes están.

Además, esta vez estamos yendo para tener una audiencia con la Majestad Imperial de este país… incluso yo entiendo que, en este tipo de situación, cualquier movimiento descuidado puede traer graves consecuencias.

— Para ser sinceros Matoba quería que te familiarizadas más con este mundo y su etiqueta básica antes de la audiencia, pero… la del Imperio de Eldant insistió mucho en querían verte de inmediato.

— ¿El Imperio?

— Más que nada, es idea de su Majestad Imperial.

Es lo que dijo Minori.

— Hasta este día, el Imperio de Eldant todavía tiene relaciones bastante tensas con los países vecinos… para ser más exactos, hay disputas por los bordes en el nivel de pequeñas peleas que suceden todos los días. En otras palabras, el país está en estado de guerra perpetua.

—… Hah.

Asiento mientras miro por la ventana.

Para ser honesto… el ambiente en el pueblo se ve relativamente en paz, hasta el grado que es verdaderamente difícil ver cualquier cosa que indique que el país está en guerra. Me imagino que si se debe a que este lugar es la capital. O si es porque simplemente no sé a dónde buscar.

— Es por eso que están imponiendo un poderoso sistema de gobierno que está centrado en su Majestad Imperial. Como están en un estado de guerra, la concentración del poder nacional se vuelve una causa justa. Pero eso hace que sea más fácil para el gobernante y cualquier asociado cercano aprobar algún decreto irrazonable.

Es bastante usual que los gobernantes se salgan de control cuando no tienen a nadie cerca que actué como estabilizador y diga “no, no puedes hacer eso” cuando sea necesario. Generalmente, cuando se trata de mundo al estilo europeo medieval… justo como el caso de Miusel, la educación en la población es bastante baja, lo cual hace imposible para ellos el conseguir información sobre el gobierno y asuntos militares de su propio país. Incluso si hay un vago descontento contra el país, la cantidad de personas que en verdad puede poner palabras a esas opiniones es verdaderamente limitada. Además, la mayoría de esa gente se encuentra en el lado del poder.

Este es un camino que lleva a una dictadura…

— U-mu…

Cuando se habla de dictaduras, se viene a la mente ese país o ese otro o ese otro país.

La primera imagen que se me viene a la mente es un hombre de mediana edad con un sórdido ambiente que usa una vestimenta que parece como ropa de trabajo quien está saludando a las masas desde un lugar más alto. O tal vez… Como un cierto hombre de mediana edad de la Segunda Guerra Mundial quien tenía un pequeño bigote y daba discursos en una manera histérica.

— Ya casi llegamos.

Dijo Minori mientras ajusta la corbata en su cuello.

***

El palacio… parece como una pieza maestra, la cual no tiene palabras para describirla.

Viéndolo desde lejos, el tamaño del palacio daba una sensación abrumadora, pero cuando lo ves de cerca, el efecto se siente más intenso. Esto es verdad para casi todos los edificios que son suficientemente grandes para llenar el campo de visión de alguien, pero esta sensación abrumadora no es ninguna broma. Si esto fuera un manga, habría un efecto de sonido de “don” por toda la escena.

La puerta se abre para revelar un camino de piedra que se extiende sin fin, en los lados se pueden ver figuras de caballeros con armaduras, caballeros montando aves y caballeros montando dragones con alas plegadas.  Hablando del tema, Matoba y yo estamos siendo tratados como invitados de estado, lo cual explica este tipo de recibimiento.

La alineación tan ordenada de personas y cosas, combinado con la emoción de ver a cierta raza, está dando una presión increíble, pero cuando el hecho de que todos están completamente armados se toma en cuenta, la sensación de intimidación es increíble.

El carruaje que llevaba al par de nervioso, o sea yo y Minori, se para junto a lo que parece una entrada lateral.

— Por favor.

Alguien que se parece a un cochero abre la puerta del carruaje y nos da indicaciones de manera respetuosa.

Después de que entramos de manera nerviosa al palacio… las pesadas puertas que se encuentran en nuestra derecha e izquierda se cierran con un sonido sordo.

Estoy empezando a tener la sensación de que hemos pasado un punto sin retorno.

— Si esto fuera un juego, esta sería la parte cuando un jefe menor aparecería.

—… Sí que estás relajado.

Minori sonríe irónicamente.

— Si no digo algo un tanto ridículo, no puedo calmarme.

Suspiro.

En ese momento…

Vemos a Matoba esperándonos en una parte más profunda en el palacio.

A su lado, como era de esperarse, dos personas que llevan espadas que pueden ser soldados o caballeros.

— ¿Estás usando tu anillo mágico?

— Por supuesto.

Toco el anillo en mi mano izquierda y asiento.

Aparentemente, MAtoba y Minori también tienen el anillo mágico puesto. Al parecer, su función no es solo como un intérprete, pero también sirve como una prueba de identidad en el Imperio de Eldant. Ha Miusel se le fue entregado uno para que pudiera servirme, pero normalmente, no es algo que se da a personas comunes de status social bajo.

En otras palabras, si lo pierdo, en vez de preocuparme de no solo no hablar el idioma, también existe la posibilidad de que nadie me hable no importa a donde vaya. Es algo que puede determinar mi vida.

— Bien entonces, vamos a la audiencia con su Majestad Imperial, ¿Vamos?

Dentro del espacioso, espacioso castillo, llegamos a donde Matoba se encuentra y continuamos caminando en silencio.

El palacio también es un edificio, así que técnicamente la palabra “interior” también aplica, pero…la escala aquí es como la de un estadio de baseball. El techo es alto, y los pasillos anchos… son tan anchos que pienso que una cancha de tenis o de voleibol pueda estar en ellos. El simple hecho de caminar de un lado al otro parece como si en verdad fuera una cosa que consume demasiado tiempo. Sin un guía, el atardecer llegaría y nosotros no habríamos llegado a nuestro destino.

Eventualmente…

—… Bueno. Es aquí.

Matoba se detiene y voltea a vernos.

Al final del pasillo… se encuentran unas puertas dobles que son increíblemente grandes para estar en el interior.

— Pasando esas puertas, seremos concedidos con una audiencia con su Majestad Imperial. Cualquier error causado por no tener cuidado puede convertirse en un problema internacional. Todos, pero más que nada tú, Kanou, se extremadamente cuidadoso.

Matoba acaba de decir casualmente algo que verdaderamente da miedo.

— ¡Emisarios provenientes del país de Japón, tres personas… han llegado!

En el momento en que los dos soldados que se encontraban al lado de Matoba alzaron su voz, las puertas gigantescas se abrieron automáticamente con un fuerte sonido… parece ser que hay algún tipo de mecanismo instalado… y por fin es revelado a nosotros el interior de la sala de audiencias.

—… Oou.

Involuntariamente dejo mi voz salir.

La sala de audiencias, también, es extremadamente grande.

Es de una dimensión completamente diferente a lo que yo usualmente asocio con la palabra “habitación” o con la palabra “interior.” Los únicos lugares que conozco que pueden rivalizar en tamaño con este lugar son estadios. Hay suficiente espacio como para poner cuatro canchas de tenis. Para mantener este lugar, se encuentran varios pilares de piedra alineados en hileras.

Por la apariencia de este palacio al estilo europeo medieval, todo lo que está hecho aquí está hecho a mano… al menos, fue hecho sin ningún tipo de maquinaria pesada que haya visto que se usa para obras públicas en Japón. Me siento un poco mareado al pensar en todo el trabajo que debió costar hacer todo esto. O puede ser que, para este mundo, hacer este tipo de construcciones sea sorpresivamente fácil con la ayuda de magia.

Entonces volteo mi mirada hacia la sala de audiencias… hasta el final.

En las profundidades alfombradas de rojo, hay un lugar especialmente más alto que el resto de la habitación.

Ahí es donde hay mayor probabilidad de que el trono de la Majestad Imperial del Imperio de Eldant se encuentre. En ambos lados de la alfombra que conduce ahí, filas de caballeros con espadas en sus cinturas se encuentran alineados en filas ordenadas. La razón por la que el atuendo de estos caballeros es diferente de los chicos en la puerta del castillo y de los que nos guiaron aquí antes es debido a que estos chicos son guardias imperiales, con la misión de proteger a la realeza.

— Kanou, todo lo que tienes que hacer es mantenerte callado y seguir lo que hagamos.

Dijo Minori mientras camina a mi lado.

— Básicamente, solo mantén tu mirada baja. También, no digas nada innecesario. Una vez que aparezcamos frente a su Majestad Imperial, mantente callado y has una reverencia como Matoba y yo, entonces arrodíllate en una sola rodilla. Por ahora, si haces eso, entonces no harás accidentalmente nada irrespetuoso. A pesar de que es un mundo paralelo, ellos no tienen ninguna costumbre extraña, así que no te preocupes.

— Hah…

Asiento mientras siento la mirada de todos los guardias imperiales.

Para ser honesto, en esta situación… incluso sin todas las advertencias, no haré nada descuidado. Es demasiado claro para mí que cualquier ofensa causaría que inmediatamente los caballeros se me acerquen y me corten la cabeza.

Desde hace un rato, una sensación de incomodidad y de nerviosismo me están atormentando.

— ¡Anunciando!

Una vez más, un caballero, está vez uno que está cerca del trono, levanta formalmente su voz.

Como si siguiera el grito, Matoba se arrodilla a una rodilla en la alfombra, y Minori y yo lo imitamos. Mi cara ha estado mirando el suelo todo el tiempo, justo como me fue indicado. Por lo tanto, todavía no sé cómo se ve su Majestad Imperial, tampoco sé con qué cara nos está viendo desde arriba.

— ¡Emisarios provenientes del país de Japón, tres personas… han llegado!

— ¡Ellos han llegado!

Los caballeros gritaron juntos como si fueran un coro.

— Jefe de Departamento del Departamento de Intercambio Cultural del Lejano Este, Matoba Jinzaburou… acompañado del Soldado del Primera Koganuma Minori del WAC, junto con el Gerente General de AmuTec Kanou Shinichi. Los tres se han apresurado en venir por el mandato de la Majestad Imperial del Sagrado Imperio de Eldant, Eldant III. Por favor danos el permiso de una audiencia.

Matoba habló fuerte y claramente.

Después de eso…

— Así que tú y tu compañía son las personas que han venido recientemente a este país de una tierra extraña.

Una voz se pudo escuchar desde lo alto del trono.

— ¿¡…!?

Estoy tan sorprendido que inconscientemente levanto mi cabeza, pero Minori levantó una mano desde atrás de mí y rápidamente la baja otra vez. Gracias. Ella parece que anticipo que yo levantaría mi cabeza. Pero si ese fuera el caso, entonces ellos pudieron habérmelo dicho desde el principio.

La voz que acabo de escuchar es completamente diferente a las expectativas que tenía.

Aguda y pequeña. Demasiado joven.

Mas como la de un… es claramente la voz de una niña.

¡No me digas…!

— Levanten sus cabezas.

La voz de un niño nos dio la orden en un tono arrogante.

Dirijo mi mirada hacia Minori en busca de una confirmación y ella me da una pequeña señal de que lo haga, así que tímidamente levanté mi cabeza.

En el estrado se puede ver un trono el cual es suficientemente amplio como para que le sobre espacio incluso si un oso se sentará en el.

La parte trasera del trono junto con los descansa brazos se encuentran cubiertos de rojo oscuro. Tiene varias partes con oro y plata. En las partes que no tiene tela, se pueden ver tallas detalladas de plantas que se entrelazan entre ellas. Sin la necesidad de palabras, el hecho de que es trono es una pieza de arte exquisita se puede ver claramente a través de los extravagantes ornamentos.

Como se esperaría de un trono.

Y por la persona que se encuentra sentada en el trono…

— ¡¡¡¡¡¡¡UNA NIÑA PEQUEÑA!!!!!!!!!

Antes de que lo supiera, levanté mis manos como si fueran puños al aire y que se levantaron al momento que di el grito.

Es correcto. Sentada en el trono… se encuentra una niña que parece que apenas entró a la adolescencia.

Ella está usando un vestido azul, y su largo, cabello color plata que no tiene ningún tipo de imperfección está enmarcando su blanca cara. Ella tiene pequeños, labios color sakura y su nariz se ve ligeramente hacia arriba. Sus largos ojos azules están brillantes, mientras se mantiene inquieta como un gato. En general, ella emite una sensación descarada… pero por supuesto, eso es lo que la hace linda.

Hablemos francamente.

Su Majestad Imperial es una chica extremadamente linda.

Existe la frase “justo como una muñeca” y ella es la perfecta ilustración para ella. Para ser sincero, no puedo meter en mi cabeza la idea de que ella es un ser humano justo como yo. No hay casi ninguna señal del olor terrenal de la carne y sangre que se puede percibir de ella. La pequeña, dorada tiara en su cabeza solamente refuerza su imagen de “muñeca de princesa.”

Tan irresistible. Si esto fuera un manga o anime entonces me gustaría protestarle al creador por jugar tan descaradamente con la audiencia, pero por desgracia esta es la realidad.

Pero aun así…

— ¡¡¡Quién… Quién es una niña pequeña!!!

— ¿… Hah?

Viendo la blanca cara de la Emperatriz loli sonrojarse y gritar fuertemente, finalmente regresé a mis sentidos.

En un apuro, volteo a mi lado, pero Minori solamente tiene su mano en su cara con una expresión de “oh el en verdad lo hizo” en su cara. Pensé que esta era la parte en la cual los caballeros se me acercaban, pero… pienso que todos ellos están en un estado de shock con respecto a lo que acaba de suceder, porque todos ellos esta paradas como congelados, con miradas confundidas en sus rostros.

— ¡Ya no soy una niña!

Ella gritó, se levanta con indignación y baja el estrado con pasos ruidoso, y… antes de que alguien pudiera detenerla, ella se detiene enfrente de mí.

Después de eso.

— Este sujeto insolente.

En el siguiente instante, el puño de la pequeña emperatriz golpeó mi cara.

— ¿Uwah?

Inconscientemente me hice para atrás debido al golpe.

Mientras me mira… su altura solo me llega al pecho… su Majestad Imperial continúa hablando, con una voz enojada.

— ¡Acabo de cumplir dieciséis el otro día! ¡Ya soy un adulto!

— ¿Eh? ¿En verdad?”

No importa la forma en que la veo, ella todavía parece bastante joven. Incluso si llevará una mochila de primaria, no pienso que se le vería extraño. Ella es pequeña y tiene cara de bebé… es lo que casi grito, pero logré controlar el posible grito. Es debido a que su Majestad Imperial me dio un segundo golpe en mi barbilla.

Nuu. A pesar de ser una niña, ¡que buen golpe…!

— ¡¿Dudas de mis palabras?!

La Emperatriz está gritando con lágrimas en sus ojos.

Uh-oh. ¿Puede ser que ella tenga un complejo sobre eso?

Tales pensamientos están en mi mente mientras me caigo boca arriba.

En ese momento…

— ¡¡… Su Majestad!!

Veo a un hombre algo grande con su cara en un extraño color.

— ¿Cómo puedes hacer algo así a un embajador?

Él es un hombre ya grande que está usando una túnica con mangas largas. Hay arrugas por toda su cara, y su barba y bigote cubren su boca de blanco. De alguna forma, pienso en un “sabio” cuando lo veo. Pensándolo mejor, creo que, en esta situación, “hechicero” sería más óptimo.

— ¡Es debido a que él está diciendo cosas irrespetuosas!

La Emperatriz loli voltea su cara hacia otro lado.

— ¡Solo recordarlo me enoja! ¡Eei! ¡Tú arrodíllate en este momento! ¡Voy a cortarte la cabeza! ¡Alguien, alguien présteme una espada!

— ¡¡Su Majestad!!

El anciano que había llegado todo apurado está tratando de mantener los brazos de ella en su espalda.

— ¡Por favor cálmese!

— ¡Déjame ir, anciano! ¡¿Cómo puedo estar calmada después de semejante ofensa?!

Ella está forcejeando y moviendo sus manos por todos lados.

— ¡Por favor recuerde, él es de un país extranjero, ¡y sus costumbres son diferentes de las nuestras! ¡Sus palabras no contenían la intención de burlarse!

— Es exactamente como él dice.

Matoba, quien todavía está arrodillado, habló para dar apoyo al anciano.

— En nuestro país, uno se vuelve adulto después de cumplir veinte años. Por lo tanto, cualquiera bajo esa edad es considerado un niño. Sus palabras no eran para burlarse, sino para expresar que tan conmovido se sentía ante la hermosura de su Majestad. Te lo suplico, humildemente te suplico, por favor ten piedad.

Como se esperaría de un oficial del gobierno. Su explicación fluyó tan suavemente como el agua de una pendiente.

Lo más probable es que su trabajo por lo general tenga que ver con encontrar las palabras adecuadas para engañar a sus oponentes, pero es un secreto que tengo tales pensamientos.

— ¿Mu…muu?

Su Majestad frunció el ceño y miró en mi dirección.

— ¿Es verdad?

— ¿Eh? Por supuesto que si, por supuesto.

Me sacudo un poco y rápidamente asiento con mi cabeza.

Si no expreso mi consentimiento aquí, los eventos fluirán naturalmente en la dirección en la cual yo pierdo mi cabeza.

—… Mu. Mu. Mu.

Su Majestad Imperial murmulla por un rato, pero… eventualmente, se ve como si se hubiera calmado y se ve como hace un pequeño suspiro y asiente.

— ¡En-Entonces está bien!

Dijo la Emperatriz loli mientras cruzaba sus brazos.

— La habilidad de dejar pasar cosas insignificantes es un indicador del calibre de un monarca.

— Eso es muy cierto, Su Majestad.

Dijo el anciano mientras daba un paso para atrás.

Su Majestad Imperial vuelve al estrado con un sonido un poco molesto… cuando llegó a la cima, dejó caer su cuerpo sobre el trono.

Gracias a Minori y al anciano quienes me han ayudado, me recuperé y volví a estar arrodillado en la alfombra. Por ahora parece que hicimos borrón y cuenta nueva. El anciano tomó unos pasos para atrás con el objetivo de tomar cierta distancia de nosotros, entonces asintió y sonrió.

— Gracias por viajar hasta aquí de una tierra desconocida. Kanou Shinichi-dono. La Emperatriz Eldant, como sus subordinados, te damos la bienvenida a nuestro imperio.

— Estamos honrados por tan generosas palabras.

Las palabras fueron dirigidas a mí, pero fue Matoba quien inmediatamente respondió.

Bueno, puede que sea su forma de decir que ya no hable más.

— Esa chica es la Emperatriz Petrarca An Eldant la Tercera. El anciano es el Primer Ministro Zahal.

Minori me susurró mientras se mantiene arrodillada.

— Y también…

Ella secretamente señala al límite del estrado.

Mirando otra vez, puedo ver a un joven caballero parado ahí.

Este joven caballero se ve diferente del resto de caballeros. Su armadura es diferente a la de los demás caballeros y estoy interesado en porque se le permite está a la misma altura que el trono. Probablemente es porque él también es parte de la realeza, o tiene el mismo status que la realeza…

— Galius An Koldbal. Sirve como un caballero del Imperio de Eldant, él es un familiar lejano de Petrarca. Como uno de los ministros de Gabinete, él tiene casi todo el poder sobre las relaciones diplomáticas. Nuestros anillos mágicos también se emitieron bajo su nombre.

En otras palabras, él es bastante influyente y es alguien con el cual tenemos lazos bastante profundos.

Cuando vuelvo a mirar al tal Galius… me doy cuenta que es la perfecta imagen de un hombre guapo.

Y con respecto a su edad, está a principio de sus veinte.

Cabello plateado que llega hasta su cintura. Labios delgados.  Alta inteligencia brilla desde sus largos ojos, que implícitamente divulga el hecho de que no es un simple maniaco por las peleas que solo le importa la habilidad física.

Su atuendo es pura elegancia… su alto y delgado cuerpo que no tiene ni un miligramo de músculo innecesario está en un atuendo con el color blanco como base. Además, sus guantes y espinilleras están rodeadas de oro. Lo más seguro, es que este atuendo está hecho para enfatizar la elegancia sobre la utilidad en batalla.

Alrededor de su cintura hay dos cinturones y de uno de eso hay una espada envainada la cual está decorada con patrones hermosos, la vaina esta puesta en lugar con broches de metal. Su suave, largo manto que se encuentra en su espalda va desde sus hombros hasta casi tocar el suelo.

A diferencia del resto de guardias imperiales, lo que él está usando no es verdaderamente armadura… su apariencia da la sensación exacta de un convencional caballero héroe sacado de un manga heroico.

—… Umm. Minori.

— Silencio.

— Ese tal Galius, por alguna razón me ha estado mirando desde hace un rato.

Soy bastante consciente de la mirada que no es apuntada a Matoba o a Minori, pero a mí… da un poco de miedo. Pero entonces, como él es un ayudante cercano de Su Majestad Imperial, lo más seguro es que siga enojado conmigo por haber llamado a Su Majestad una niña pequeña.

— Solo guarda silencio por ahora. Accidentalmente causar otro problema es algo con lo que no queremos lidiar.

—… Entendido.

Su voz suena como si todavía estuviera un poco malhumorada.

Cuando regresé mi mirada al trono, Su Majestad… Petrarca está viéndome hacia abajo.

— Una vez escuchado que un evangelista había llegado, me preguntaba qué tipo de persona sería, pero ¡todavía es un niño!

En verdad quiero regresar esas palabras a ella, pero todavía tengo razón suficiente para soportar decir esas palabras.

El otro lado es una Emperatriz y cualquier comentario sin cuidado puede traer peligro hacia mi persona. Sin embargo, la principal razón por la que no quiero decir nada es que no quiero lastimarla.

Esta Emperatriz Imperial está, aparentemente, un poco angustiada sobre el hecho que su apariencia la hace ver más joven de lo que es. Yo también, he estado en el lado de las personas que han recibido palabras poco placenteras con la intención de herir a la otra persona.

— Como habrás presenciado, puede que haya algunas peculiaridades en su comportamiento, pero… él es una persona bien versada en la “cultura otaku” que usted busca y la amplitud y profundidad de su conocimiento puede hacer que sus ojos se habrán incrédulos. Él será de verdadera ayuda en cuanto al aburrimiento de Su Majestad.

Habló Matoba en mediación.

— Hou. ¿Eso es verdad?

Petrarca se inclina al frente de su trono.

Parece ser que Su Majestad ha obtenido cierto interés en la cultura otaku.

Además…

— Entre aquellos que sobresalen en lo académico o en las artes, hay muchos que tienen peculiaridades… ¿Sucede lo mismo en el país de ustedes?

Dijo el Primer Ministro Zahal como seguimiento a las palabras de Matoba. La forma en que habla es una interpretación bastante favorable. Al parecer, este anciano está a favor del intercambio con Japón. Estamos muy agradecidos por sus continuaciones de conversación y su buen trabajo en equipo que hace con Matoba.

— Yo no estoy tan seguro.

Habiendo estado en silencio todo el tiempo, el caballero Galius abre su boca y habla en una forma pesada.

— Desde mi perspectiva parece que el anciano Zahal está interpretando las cosas en una manera favorable, pero yo todavía no he decidido confiar en ustedes. Nuestro lado todavía no entiende completamente que conlleva la “cultura otaku”, pero si es algo que puede ser perfeccionado por alguien tan joven como él, entonces encuentro dudoso si puede lograr un cambio favorable a Eldant.

Espinas se pueden sentir de cada una de las palabras de su declaración.

Es bastante obvio que él no piensa de muy buena manera de la gente de Japón.

— Si descuidadamente la dejamos entrar y después nos damos cuenta de que era un veneno dañino, entonces será muy tarde para cambiar los efectos.

La voz de Galius estaba llena de preocupaciones.

Los mismos ojos azules, como los de Petrarca, están atravesándome con la mirada.

A pesar de eso…

— Perjudicial. Perjudicial, ¿Eso dijiste?

Mi contestación fue casi por instinto.

Esto es malo.

Incluso sabiendo eso, no puedo detenerme.

Lo que dijo Galius está bien. Es un buen argumento. Cosas desconocidas que fueron traídas por gente extranjera no son necesariamente buenas. Hablando del tema de aquí, “cultura otaku”, aquellos que concluyen que no es bueno sin ninguna duda… expertos, profesores de universidades, políticos, críticos, protectores de derechos humanos… hay muchos de ellos en nuestro mundo también.

A pesar de eso…

— Incluso medicina puede ser un veneno cuando se toma en grandes cantidades.

Siento que Minori me está viendo sobresaltada desde mi lado.

Pero después de haber abierto mi boca, ya no puedo detenerme.

— Incluso veneno puede ser una medicina cuando se toma en pequeñas dosis. Así es como son las cosas. No hay claros indicaros que digan si algo será perjudicial o beneficioso. Ser capaz de hacer este tipo de decisiones es lo que significa ser adulto, alguien que puede tomar responsabilidad por ellos mismos. No tiene ninguna relación con la edad de uno.

Estoy dispuesto a admitir que soy un joven.

También estoy dispuesto a admitir que soy un tonto.

Sin embargo, no puedo perdonar a alguien que juzga a mi querido manga, anime, videojuegos y novelas ligeras como “perjudicial” o “vulgar” o “infantil” sin conocer sus contenidos. Incluso si este es un mundo paralelo, o incluso si es una persona de poder. Al final de día, ser el otaku sin esperanza que soy, esa es la única línea de la cual no voy a retroceder[7].

—…

Galius tiene una ceja levantada en señal de sorpresa… por un breve momento, todo el lugar se llenó de tensión.

El pesado, tenso aire fluye a través de la sala de audiencias.

Siento como Matoba me miraba con sorpresa.

Al parecer, ese tal Galius es alguien con más poder en este país de lo que había imaginado. Lo suficientemente para que nadie se le oponga. La razón por la que fui capaz de discutir con él fue porque no entiendo del todo esas cosas. Si conociera las relaciones existentes como debería, probablemente estaría espantado de dar una opinión diferente de la suya.

Pero es demasiado tarde para darse cuenta de ese tipo de cosas.

Y entonces…

— Fu…

Lo que rompió la atmosfera congelada fue la risa de una joven chica.

— ¡Fuhahaha… hahahahahahahahaha!

Dejando salir su risa como si no pudiera contenerla, la risa de Su Majestad Petrarca se podía escuchar a través de toda la sala de audiencias.

— ¡Interesante! ¡Verdaderamente interesante[8], Kanou Shinichi!

— ¿… Eh?

Nunca, ni en mi imaginación más salvaje pensé que ella reaccionaria de esa manera, así que volteé a ver su cara, con mis ojos redondos llenos de sorpresa. Pareciendo como si ella hubiera escuchado algo extremadamente divertido, ella está golpeando los brazos del trono repetidamente. Entonces ella habla con una sonrisa.

— ¡Pensar que levantarías una refutación contra Galius!

— Su Majestad…

Primer Ministro Zahal y Ministro de Gabinete Galius levantaron voces perplejas, pero ella las ignoró y grandiosamente proclamó:

— ¡Estoy complacida! ¡Yo, Petrarca An Eldan la Tercera, le daré permiso personalmente de hacer todas las actividades de tu AmuTec! ¡Deberás hacer como te plazca!

— Ah…

Por un segundo, simplemente miré a esta Emperatriz con cara de bebé sin saber qué hacer.

Inmediatamente después… mientras me sentía un poco triunfante, hice una reverencia como las que se ven en obras teatrales.

— Estamos muy agradecidos.

Respondí como una mirada un poco satisfecha en mi cara.

***

… Estoy muy cansado.

Por ahora, es todo lo que tengo que decir.

Después de terminar la conferencia con la Emperatriz Petrarca del Imperio de Eldant y sus subordinados… para ser honesto, fue más como una reunión para conocernos… hemos regresado al carruaje que nos trajo aquí y en este momento vamos en dirección a la casa donde estaba en la mañana.

En otras a palabras, la casa en la cual Miusel y Blük están esperando.

—… Sí que me diste escalofríos.

La persona que dijo eso fue Minori con una cara un tanto retorcida, quien está sentada junto a mí.

— Todo porque le contestaste a ese Lord Koldbal tan repentinamente.

— Por favor no me lo recuerdes. Estoy lamentando mucho eso, en este momento.

Mis hombros están sin ningún tipo de fuerza.

En ese momento, no pude controlarme y me enoje, pero… dependiendo de la situación, él pudo haberse enojado más y no hubiera sido extraño que él me hubiera sentenciado a muerte. Como Petrarca sigue siendo una niña, no hay ninguna duda de que el verdadero poder del país reside en ese caballero Galius y el Primer Ministro Zahal y todos los demás adultos en su círculo. Para ser honesto, todavía no comprendo del todo cuanto poder tienen y que es lo que pueden hacer que pase.

Incluso si estamos siendo tratados como embajadores de un país extranjero, este lugar sigue siendo el Imperio de Eldant. Si ellos en verdad quisieran, podrían usar cualquier tipo de razón si nos quisieran matar.

El momento en que me doy cuenta de esto… ríos de sudor frio pasan por mi espalda.

— Él solo continúo viéndome el resto del tiempo…

Hablé como si fuera un quejido.

Hasta el momento que dejamos la sala de audiencias, los ojos de Galius nunca dejaron de verme. Su expresión había sido calmada, pero… se sentía como si su mirada me estuviera apuñalando, y me hacía sentir muy incómodo.

— Él sí que lo hizo.

Minori asintió.

— Al parecer tiene cierta obsesión contigo, Shinichi.

—… ¿Hah?

Frunzo el ceño y levanto mi voz en señal de duda.

— ¿Cómo sería eso? Entendería si no le agradara y empezara a detestarme.

— Pero de alguna forma, había cierto ardor en su mirada, ¿no?

— Había, pero…

Había atribuido la sensación de ardor al enojo.

— Lo más seguro es que, no ha habido nadie como Shinichi en toda su vida, así que la discusión debió de ser algo nuevo para el…

— ¿A que es a lo que…?

A que es a lo que quieres llegar… es lo que quería decir, pero entendí antes de terminar de preguntar.

Es algo que lamento un poco entender.

—… Espera, no me digas…

En manga, anime, novelas ligeras y videojuegos, hay muchas historias en que cuales la línea “nunca han conocido a nadie así antes” es una señal de un tipo de amor… en otras palabras, es algo que provoca que alguien se enamore de alguien más. Bueno, es verdad que alguien nuevo se vería atractivo y esas emociones pueden desarrollarse naturalmente en sentimientos románticos, pero…

—… Minori.

Miré a Minori con ojos llenos de reproche.

De la gente que se encuentra aquí, está persona es en la que puedo creer más. Mejor dicho, ella es la persona en la cual debería confiar más. Debería. Pero estoy empezando a tener mis dudas sobre eso.

— Minori, puede que seas una fu…

— ¿De qué estás hablando…?

Esta WAC trato de cubrir mis palabras con las suyas mientras se hace la tonta.

No es bueno. Esta persona está corrompida. No es esto demasiado pronto…

… o no. Como pensé. Aparentemente Minori ha sido una fujoshi desde el principio, y está en medio de su florecimiento.

Hay un género que está centrado en relaciones gay entre hombres guapos llamado “yaoi” y las chicas que siguen a este género se les llama fujoshi.

Por lo que he escuchado, las fujoshis tienen una gran imaginación.

Para ellas, el material no se limita a hombres humanos, pero también incluye la versión antropomorfa de países y edificios y trenes y cualquier cosa que tengas. Además, ellas también pueden decidir instantáneamente en qué lado está el seme (el rol masculino) y en qué lado está el uke (el lado femenino), todo basándose en su propia imaginación. Para tales fujoshis, interpretar la mirada de un joven, guapo, caballero masculino en la dirección sexual, incluso si la mirada está llena de odio o remordimiento, es un mero paseo en el parque.

— Por favor no me incluya en sus ideas que tengan direcciones extrañas.

— No creo que sea mi imaginación… de acuerdo con los rumores, el caballero Galius batea para ese lado desde el principio, lo cual puede ser una razón fuerte para que sea una de los ayudantes cercanos de Su Majestad.

— ¿Eh? Ah… puede ser…

Una persona del género opuesto, en una posición tan cercana de una chica en una edad en la cual se puede casar.

Entre personas que son cercanas en público como en privado, es especialmente posible para que el amor florezca. Sin embargo, cuando las dos personas son importantes, entonces las cosas se pueden volver problemáticas. Uno simplemente tiene que ver la historia de nuestro mundo para darse cuenta de la gran cantidad de ejemplos que hay.

Por lo tanto, el “claramente un hombre” Primer Ministro Zahal y el “no interesado en chicas” Ministro de Gabinete Galius fueron capaces de establecerse como la mano izquierda y derecha de Petrarca. Es una composición muy natural y fácil de entender.

— Generalmente, a través de la historia, amor homosexual ha sido relativamente común, sabes.

Dijo Minori.

En algún lugar profundo, detrás de los lentes de Minori, veo brillos de una anticipación rara. Es muy problemático para mí.

— Ya se eso, pero no tiene que ver, ¡No tengo ningún tipo de interés en esa dirección!

Para ser honesto, soy un otaku relativamente conservativo el cual no puede con personajes trans… personajes masculinos usando ropa de una mujer.

Por un breve periodo de tiempo, me imagine a mí en una relación “con muchas rosas” con el caballero Galius, entonces suspiré. Siento que mis jugos gástricos suben con el suspiro.

— Así que…

Por ahora, cambié el tema de forma forzosa.

— Supongo que la parte de la audiencia con la realeza está terminada. Así que, ¿Qué se supone que tengo que hacer en este trabajo?

Toda la plática de expandir la cultura otaku en este mundo paralelo es demasiada vaga, y no puedo ver el objetivo.

— Nn…

Motoba, quien está sentado en frente de nosotros, inclina su cabeza. Cuando nos dirigimos al Palacio de Eldant, él ya estaba ahí antes que nosotros, pero era debido porque hacia los arreglos necesarios para tener una audiencia tranquila. El lugar en donde se está quedando es, aparentemente, la mansión, la cual está sirviendo como dormitorio del empleado de AmuTec y la oficina principal de la compañía. En otras palabras, él está regresando con nosotros.

—… Koganuma.

— ¿Si?

Matoba y Minori se miran entre ellos.

Al mismo tiempo, ellos se quitaron el anillo mágico… entonces me voltean a ver.

Esas miradas parecen, de que esperan que haga algo.

—…

¿Están esperando a que me quite el anillo también?

En primer lugar, podemos comunicarnos entre nosotros incluso sin los anillos, así que no hay ningún problema con quitárnoslos. Pensando sobre ello, sino nos los quitamos puede causar problemas…

«Oh cierto. El conductor.»

Ellos probablemente no quieren que el conductor, que es del lado del Imperio de Eldant, escuche lo que vamos a discutir.

¿Qué pasa con esta atmósfera peligrosa?

Pero de nuevo, no tiene sentido no hacer lo que dicen. Me quito mi anillo y me aseguro de que ellos vean como lo guardo en mi bolsillo.

— Gracias. Después de todo, no es sabio dejar al lado de Eldant saber todo sobre nuestra posición. Claro, eso incluye el hecho de que no tenemos ninguna carta en nuestra mano.

Dijo Matoba.

No, espera un segundo. ¡¿Acaso dijo algo tan importante de forma tan casual?!

— Francamente hablando, incluso nosotros no tenemos ninguna idea.

— Espe… ¡¿Qué en nombre de la Tierra quiere decir eso?!

Después de ser traído por todo el lugar, ahora lo único que consigo es un “¡¿No tenemos idea?!”

Bajando la parte final de sus cejas con una cara problemática, Matoba continúa.

— Tenemos una idea clara del objetivo que queremos conseguir, pero los métodos que serán usados para lograrlo no se han decidido, así que estamos atrapados en un callejón. Después de todo, no hubo ningún precedente.

—…

Aquí está. Oficiales del gobierno y su sobre dependencia de los manuales.

Bueno, no es como si no supiera de donde vienen, pero es una posición no muy favorable para mí.

— Creo que he dicho esto antes. No importa que, nosotros también empezamos por las apariencias. Así que escribimos lees, hacemos organizaciones, compramos la tierra, aseguramos el presupuesto, entonces tenemos reuniones continuas sobre qué haremos después.  Este es el modelo de línea del tiempo que la mayoría de los proyectos de obras públicos.

— Por favor no lo digas como si estuvieras presumiendo.

— Esto es una burla de mí mismo. De cualquier forma, es porque estamos conscientes de esto, es que hemos decidido en las etapas iniciales del proyecto que es mejor no hacer cosas innecesarias. En la actualidad, las artes tradicionales que tratamos de introducir no fueron recibidas favorablemente.

Matoba se encoge de hombros.

De acuerdo a lo que dijo después de eso, este “Buro de Promoción de Intercambio Cultural del Lejano Este” fue creado porque el gobierno no sabía qué hacer con la pregunta de un mundo paralelo y necesitaban una entidad a la cual darle la responsabilidad.

Es algo razonable de pensar.

Si este fuera un proyecto totalmente respaldado por el gobierno, entonces no hay forma que alguien como yo sea contratado.

Intercambio con un mundo paralelo es una situación que el país de Japón jamás ha enfrentado antes. No. Hablando estrictamente, creo que es una situación que nunca ha sido confrontada antes en la historia de la humanidad. Originalmente, esto hubiera sido anunciado para que la situación fuera tomada con el apoyo colaborativo de varios países.

Pero aparentemente, el gobierno japonés está pensando en monopolizar el “intercambio con un mundo paralelo.”

Si el intercambio con el “Mundo paralelo” va bien, hay una posibilidad de que el gobierno japonés pueda pagar, en un solo pago, la tremenda deuda nacional que se ha acumulado tras varias temporadas de déficits. Incluso desde el pasado, el comercio internacional siempre ha sido el mejor método de enriquecer a un país. Están los que creen que el crecimiento de Dubai, la cual es famosa por su rápido crecimiento económico, en parte es debido al buen mantenimiento de sus puertos, motivados pos el entendimiento de la importancia del intercambio marítimo.

Sin embargo, si la existencia de este “mundo paralelo” se publica accidentalmente, otros países harían lo que fuera para hacer que Japón los deje entrar.

Si eso pasa, la” pieza del pastel” de Japón, se volvería uno entre siete, uno entre diez o incluso uno entre mil.

De cualquier forma, “podemos conseguir demasiados beneficios de es esto así que no podemos dejarlo pasar” así que “si es posible, queremos que Japón lo monopolice y no deje que otros países sepan de esto” son las decisiones que fueron hechas.

Y aun así… el actual gobierno es un grupo político que estuvo en el lado de la oposición hasta el año pasado.

Esta vez es la primera vez que están en el poder, estos políticos todavía tienen que entender el estado actual del gobierno. Burócratas siendo burócratas, todo lo que están haciendo es hacer reformas y asignar presupuesto, causando un pandemónium. En tal estado, no hay forma de que ellos tengan energía para gastar o tiempo o dinero para manejar de manera correcta el incomprensible problema de un mundo paralelo.

Al final de todo, el Buro de Promoción de Intercambio Cultural del Lejano Este, con autoridad limitada al igual que presupuesto y personal, debe explorar por un camino en el cual se pueda establecer comercio con el Imperio de Eldant… es una terrible situación.

— Tu trabajo es, en corto, gestionar AmuTec, la cual ya ha sido establecida aquí con el propósito de intercambio cultural con este mundo.  Con eso dicho, sin embargo, yo me encargaré de toda la documentación y los trabajos de rutina y deberes, junto con las negociaciones con el Imperio de Eldant. Lo que se espera de ti es que traigas y vendas trabajos de entretenimiento que la gente de este mundo, los ciudadanos del Imperio de Eldant o incluso la gente de otro país, puedan apasionarse mucho. Eso es todo lo que tienes que hacer.

Ya sabía todo eso.

Es solo que el tema de la conversación es tan grande que estoy completamente perdido.

— Sin importar que tan otaku sea, no soy un crítico, o alguien bueno en la industria de ventas, ni un creador de contenido. Saben eso, ¿No?

— Bueno, para ser sincero, una parte de la razón por la cual te contratamos fue “démosle a este chico una oportunidad, no tenemos nada que perder.”

Matoba en verdad lo aceptó.

Bueno, como las partes molestas están siendo movidas de a todos lados, y como el proyecto en sí es ultra secreto, no va a haber nadie criticándonos por algún error. Otros oficiales de gobierno probablemente algo como “oh, entonces podemos dejar este proyecto en tus manos”. Los ciudadanos, bueno, como ellos nos saben nada, no se pueden quejar sobre eso. Así que, hasta algún punto, podemos tomarnos las cosas tranquilamente, de acuerdo a Matoba.

— No hay necesidad de que lo pienses demasiado. Continúa trayendo más y más cosas que te gustan y que encuentres interesante, todo estará bien.

—… U-n.

Incluso si me dicen eso, todavía no estoy seguro por donde comenzar.

Puede ser…

— Este anillo mágico.

Saco el que tengo en mi bolsillo.

— Ponerse esto no hará que la persona pueda leer japonés, ¿verdad?

— Eso parece.

Matoba asiente.

— Este anillo parece como cierto tipo de equipamiento telepático.

—… Ahh. Ya veo.

En otras palabras, no es como que las palabras están siendo traducidas. En realidad… estamos hablando en japonés, mientras que Miusel y los otros están hablando en el lenguaje de aquí. L razón por la cual podemos entendernos es que nuestros pensamientos y no nuestras palabras, están siendo transmitidos.

— Pero, si ese es el caso, entonces videojuegos y anime no se pueden usar, ¿verdad?

Si el entendimiento mutuo es debido a la telepatía, entonces no servirá si uno de los lados es una maquina sin mente. En otras palabras, si reproduzco DVDs de anime, debido a que el reproductor de DVD no tiene una mente, Miusel y el resto no serían capaces de entenderlo.

— Ya veo. Eso en verdad es un problema.

— Para empezar, ¿No dijiste que la recepción del anime es bastante buena?

Si recuerdo correctamente, él me dijo que entra todas las cosas de la cultura japonesa que introdujeron aquí, la cultura otaku fue la que fue mejor recibida.

— Estas en lo correcto, pero… ¿No es anime relativamente fácil de entender incluso sin los diálogos?

— Anime, por lo general, o es un show de TV para niños. Hay animes que tienen debates filosóficos en medio de una guerra, sabes.

Como Gundam, por ejemplo.

— Bueno, es verdad que entre las cosas que trajimos, se interesaron más en el anime.

Originalmente, el concepto de películas no existe en este mundo. Por lo tanto, es natural que su interés se incremente cuando se les enseñe “imágenes que se mueven.” Incluso si no entienden perfectamente el contenido del anime, el hermoso arte y los personajes lindos son suficientemente atractivos.

— Incluso manga y novelas ligeras serían un tanto imposible. Creo el alfabetismo aquí es bastante bajo, ¿no? ¿Cómo podemos decirles que lean el trabajo de un país extranjero? ¿Qué recursos y personal tenemos para traducirlos?

— Está probando que será un desafío.

Matoba mueve su cabeza con expresión problemática en su cara.

— Por ahora, porque la comunicación es posible gracias a los anillos, traducción será puesto en segundo plano. Habría un gran problema si de momento un famoso lingüista desapareciera de la nada.

—…

Sí, sí. Que un chico que nadie conoce o es importante desaparezca no causa problemas, no tienes que decirlo.

— Incluso con eso, para tener cualquier tipo de proceso, necesitamos tener un traductor.

— U-mu…

Matoba se queja en respuesta a mis palabras.

Siento que en verdad nos falta presupuesto y capital humano.

El futuro completamente incierto es, como se esperaría, solo me da una mala sensación.

***

—…

Después de abrir mis ojos, me levanto de la cama y procedo a sentarme en ella.

El interior de la habitación es tan oscuro como si tinta hubiera sido rociada sobre ella. Es porque ya ha anochecido desde hace un buen rato.

Sin embargo, estoy teniendo problemas con quedarme dormido. En parte se debe a que la audiencia en la tarde fue demasiado estimulante para mí. La otra parte es que cuando me pongo a pensar en varias cosas, sigo sintiendo sudor frío. De cualquier forma, no puedo calmarme.

—… Creo que iré por un poco de agua, supongo.

Acercando mi mano hacia el cofre al lado de la innecesariamente grande cama, un grupo de artículos se encuentran en la parte de arriba. Agarrando una antigua campana hecha de una aleación de oro y cobre, la muevo un poco para hacer que suene un poco.

En ese momento… acompañado por un zas, una llama parpadeante cobra vida adentro de la campana, la cual hace desaparecer las tinieblas cercanas.

Esta es un tipo de herramienta mágica que produce luz por un tiempo después de recibir una pequeña estimulación física. Aparentemente es una herramienta de iluminación en Eldant. Un espíritu de luz ha sido encerrado adentro o algo así.

Hablando del tema, incluso en nuestro mundo, hay luciérnagas marinas. Si las pones en un frasco y lo agitas, ellas se sorprenderán y producirán una brillante luz. La lógica probablemente es la misma, con la única diferencia es que usan espíritus en vez de luciérnagas.

— Lo siento.

Después de disculparme con el espíritu o espíritus adentro, bajo mis pies de la cama, me pongo mis zapatos, y empiezo a caminar usando la luz para iluminar mi camino.

Bajo al primer piso, y voy a través del comedor.

A donde me estoy dirigiendo es a la cocina que se encuentra más adentro. De acuerdo con Minori, en este mundo no hay plantas de tratamiento de agua, así que capa taza de agua debe ser hervida para purificarla. Supuestamente, el agua se echa a perder a tres días de ser recogida…

— ¿…?

De momento, mi pie se detiene.

La razón es porque me doy cuenta que una luz se ve desde la puerta.

Frunzo el ceño al pensar en quien estaría despierto tan noche… pero no hay ninguna razón en solo pensar sobre eso, así que agarro el pomo de metal y abro la puerta.

Toda la cocina está hecha de ladrillos. La sala se extiende de izquierda a derecha, y el piso está totalmente cubierto de lozas de cerámica. En uno de los extremos de la habitación se encuentra la encimera de la cocina. Claro, no hay ninguna estufa de gas. En su lugar, hay un fogón en la cocina con una gran olla encima de ella.

En medio de la habitación hay una mesa hecha de madera. En la orilla hay cuchillos de cocina y tablas de cortar y otras herramientas. Es probablemente donde todas las preparaciones para cocinar se hacen.

Y en la mesa…

— ¡¿Danna-sama?!

… Miusel está sentada en la mesa.

Ella voltea y mira alrededor algo confundida.

— Tan tarde en la noche… ¿Algo hay pasado?

— No realmente. Solo quería tomar algo de agua.

— Se la hubiera llevado si usted me hubiera llamado. La prepararé inmediatamente.

— No, no, no.

Levanto una mano para detener a Miusel, quien está en un apuro y estaba a punto de levantarse de su silla.

— No estoy tan sediento en el momento y pensé que ya te habías ido a dormir. En vez de eso, ¿Qué estás haciendo?

Pensando que tal vez está haciendo las preparaciones para el desayuno de mañana… miro la mesa, pero todos los instrumentos de cocina están en un lado y en su lugar hay una pluma y un pedazo de papel que reconozco.

Es la tabla de hiragana que le di a Miusel.

— Eh. Puede ser… ¿Estás estudiando?

Parece ser que le atiné.

Como si una parte embarazosa de ella se haya visto, la cara de Miusel se vuelve un poco roja y mira hacia abajo.

— Como Danna-sama se había dignado en darme esto a mí…

¡Su gesto se ve tan inocente que mi corazón está latiendo rápidamente…! Pero dejemos eso de lado por un momento.

Cuando veo el otro pedazo de papel que está a un lado, veo hiragana escrito en el papel. El número de caracteres no es algo normal. Lo más seguro es que, está chica ha dado su tiempo de dormir con el fin de estudiar más.

— Estar despierta hasta tarde es malo para tu cuerpo. Ya es tarde, ¿Así que porque no continuar mañana?

— La mayoría de mi día está ocupado con trabajo. Además, esto es algo que Danna-sama encontró apropiado darme, así que… en verdad quiero aprenderlo.

Uwah. ¿Por qué está diciendo eso con esos ojos hacia abajo? ¿Está tratando de matarme con dulzura?

Pero cuando lo pienso una segunda vez… durante casi todas mis horas despierto, Miusel está cerca de mí y ayudándome en diferentes maneras. Esta la cocina, la limpieza, la lavandería y varias cosas más. He entendido que son cosas que las sirvientas hacen, así que no lo había pensado mucho, pero normalmente es imposible para una sola persona el mantener una mansión entera, Blük se encarga más del exterior al parecer.

Aparentemente, el tiempo cuando Miusel es libre de hacer lo que quiera es muy limitado.

Saber que está dedicando su precioso tiempo a estudiar, mi pecho se siente un poco caliente.

— En ese caso, entonces te acompañaré.

— ¡N-no como puede hacerl…! Para que Danna-sama dar su precioso tiempo de dormir solamente para ayudarme a estudiar, tal cosa…

Miusel mueve su cabeza furiosamente de manera obligada.

Sin embargo, Señalo la silla en la que Miusel estaba sentada, indicándole que se siente en ella otra vez.

— Estoy totalmente despierto así que no importa. Vamos, siéntate.

— Pero… ¿En verdad está bien? ¡Sería más que suficiente si recibiera su ayuda solamente cuando no esté ocupado!

— No. Para este tipo de cosa, ser reservado solamente complicaría mi estancia…

Sonrió irónicamente con la parte final de mis cejas yendo hacia abajo, pero… por un momento, veo una expresión perpleja en la cara de Miusel mientras parpadea varias veces.

Ella se ve como si no supiera que decir.

¿Fue en verdad tan extraño lo que dije?

—… Danna-sama es…

Lentamente, una sonrisa emerge de la cara blanca de Miusel.

Justo como una flor floreciendo… puede que sea una forma un poco anticuada de decirla, pero es como se ve para mí. Su forma habitual un tanto torpe e indecisa es también muy linda, pero verla así es también súper lindo.

Ah en serio, ¡¡Está chica es demasiado linda!!

Además…

—… Una persona un tanto inusual.

… Ella incluso dijo algo como eso.

Seriamente, si esto fuera un juego, ¡entonces eso es definitivamente una bandera! ¿Qué? ¡¿Estoy tan cerca de conseguir el Final Bueno con esta chica?! Elecciones, ¡¿Dónde están mis elecciones[9]?!

Y otra idea está pasando por mi cerebro, pero estoy haciendo todo lo que puedo para contenerlo y no dejar que se vea en mi cara.

— ¿Es-es eso verdad?

— Sí. Solo un poco excéntrico.

Oh Dios, ¡Esas palabras están llenándome de vergüenza!

Miusel se sienta en la silla al lado de mí, y me da una sonrisa un poco tímida.

— Bueno entonces… ¿Debería tomar su oferta enserio?

— Si estás de acuerdo en tener a alguien como yo, estaré agradecido de ayudarte cuando quieras.

Cautivado por ella, doy una respuesta un tanto teatral y pomposa.

Oh no, ¿Traté demasiado el darme a notar? Sentirme intranquilo es algo a lo que no estoy acostumbrado, miré furtivamente a Miusel. Sin embargo, la chica mitad elfo tiene una mirada entusiasmada hacia la tabla de hiragana, con una expresión un tanto encantada en su cara.

 

NOTAS:

[1] NT: Esto es una metáfora que hace referencia a que como se lo han dicho tanto ha causado que le salgan callos en los oídos.

[2] NT: Asa-chun es una técnica utilizada en el anime y manga para dar a entender que paso una noche (muchas veces lo que implica es que ha ocurrido un acto sexual la noche anterior). Asa significa “mañana”, y chun es la onomatopeya japonesa para los chirridos de gorrión. Porque los actos sexuales no pueden ser mencionados textualmente debido a las leyes japonesas, son comúnmente representados por una pantalla desapareciendo seguida de un asa-chun.

[3] NT: en la parte de embellecido no estoy muy seguro como sería la traducción ya que la palabra en inglés es moe-ed, pienso que es como embellecido o cautivado, algo parecido.

[4] NT: Bueno aquí hay varias cosas que decir, primero la palabra Papan no entendí como sería en español así que la deje en inglés Xd, y lo segundo es sobre la frase que dice que hace referencia a un show de variedades que se llamaba “Shabondama Holiday” que estuvo al aire desde 1961 a 1972. Este diálogo (hay unas pocas más líneas) es como un elemento básico del show, y la mayoría de los episodios empiezan con alguna variedad de ello.

[5] NT: una chica dojikko es una chica que tiene dedos de mantequilla la cual es un tanto torpe e insegura.

[6] NT: Dejé el nombre como Light Armor ya que no me gustaba como sonaba en español así que se quedó así.

[7] NC: Sabias palabras 😀

[8] NC: Siento que podría tener la voz de Taiga, Shana (Son la misma seiyu pero no me acuerdo su nombre)

[9] NT: Lo dice para elegir la que le dé el Final Bueno, como un juego Eroge.