Capítulo 1: Sentimientos Inseguros

Parte 1

La primera cosa que paso por sus ojos mientras parpadeaban era un sentido artificial de un blanco deslumbrante. Más allá de la luz, un techo amplio se expandía delante de él, con cristales adheridos a este, produciendo una luz parpadeante que iluminaba el interior de la habitación.

Confirmando con su cabeza que se estaba despertando, la mente de Subaru inmediatamente entendió que tan bien se sentía su despertar.

—….La almohada se siente diferente, huh. Huele mejor, también…….Definitivamente de una clase más alta a la usual.

Subaru disfruto de la sensación de la manta y de otras finas esencias mientras se sentaba en la cama.

A primera vista, sabía que era una habitación para los de clase alta. Subaru había dormido en una cama enorme en la que podían caber cinco personas más; la habitación era de aproximadamente de 90 metros cuadrados, extrañamente espaciosa para solo una cama.

—La calidad de la pintura en el muro es tan alta que hace que la habitación se sienta más solitaria, huh. ¿Entonces un cuarto para huéspedes?

Subaru, ahora estaba despierto por completo, gentilmente balanceo sus piernas al otro lado de la cama y reviso su condición física. Se aseguró que podía girar sus piernas y hombros, finalmente halando su ropa y con cuidado tocando su abdomen.

—La herida en mi abdomen…..desapareció por completo. Ningún moretón, por supuesto tampoco no hay ninguna cicatriz…..La tecnología médica de este mundo es bastante asombrosa para que no deje ninguna marca de costura. De todas formas, asumiendo que mi gran escena no era solo mi imaginación.

Recordó la línea de eventos que llevo a que su abdomen sea profundamente cortado.

Subaru, un colegial japonés ordinario, fue inesperadamente invocado a otro mundo de una manera dolorosa y cliché, enfrentándose a la muerte cara a cara, literalmente, en varias ocasiones.

Que aún estaba vivo gracias a una serie de coincidencias que uno las podía llamar milagrosas.

—Pero cuanto tiempo ha pasado desde entonces….No hay forma de ver la hora, ¿huh?

Miro por toda la habitación, incapaz de encontrar alguna señal de calendarios, relojes, o algo similar.

El cristal de color dorado brillante sobre la puerta sobresalía, la oscuridad fuera de la ventana le decía que era de noche, lo cual eran noticias para él.

Subaru bajo sus hombros y respiro profundamente. Entonces, expreso la inevitable conclusión con sus labios y finalmente se resignó a sí mismo a enfrentar la realidad.

—Lo mires por donde lo mires….esta vez me las arregle para evitar volver de la muerte, ¿huh?

Parte 2

—La primera vez fue una muerte patética; la segunda vez fue una muerte audaz; la tercera vez, morí como un perro; la cuarta vez, me involucre en un combate mortal y morí de un golpe desconocido—es lo que estaría diciendo si no hubiera superado ese desarrollo. Cielos, si hubiera muerto en ese entonces, estaría con un boleto sin regreso a villamafia.

Tirándose de nuevo a la cama, Subaru conto las causas de sus muertes con sus dedos.

Recordándolo, incluyo robo a mano armada, ha sido cortado a muerte cada vez. No quería ver de nuevo una espada en un largo tiempo.

De cualquier forma, de alguna manera se las arregló para evitar regresar de la muerte y finalmente había conseguido seguir adelante. El hecho de que estaba bien después de sufrir una herida letal significaba que….

—Considerando la situación, era la magia sanadora de esa chica……de Emilia, ¿huh?

Una imagen surgió en el fondo de su mente de una hermosa chica con ojos de color lila — Emilia.

Pensó que era seguro asumir que sano su herida abdominal. Al haber sido curado una vez por Emilia, era una suposición natural para Subaru. Subaru razono acerca de eso, como resultado, la habitación de huéspedes en la que estaba descansando era parte de la mansión propiedad de Emilia. Entonces nuevamente…….

—Es completamente posible que esta mansión esté conectada con la familia de Reinhard….Pero, bueno.

Mirando hacia la puerta, Subaru dejo salir un suspiro insatisfecho ante la falta de información de su situación actual.

—Normalmente, debería haber una chica linda al lado de tu cama cuando abres tus ojos, diciendo, ‘¿Ya despertaste?’ Y tampoco no había ninguna chica linda cuando fui invocado. Para una invocación, está en verdad tiene algunas evidentes insuficiencias….

Esta invocación definitivamente es de tercer rango. No podía pasar ejércitos, y apenas tuvo algún encuentro significativo.

—Además, nada ha sucedido hasta ahora….Así que depende de mí hacer una inspección y hacerme sentir cómodo.

Subaru prácticamente salto sobre sus pies y puso su mano en la puerta. El aire fresco refrescante soplo a través de la puerta y el piso transfirió el frio directamente a sus pies descalzos.

Cuando salió de la habitación, los muros y el piso del corredor, todos con colores cálidos, se desplegaron en frente de él. El pasillo continuaba y continuaba hacia el lado derecho e izquierdo.

Alarmantemente, tampoco podía ver el fin del corredor.

—Es tan parecido a un palacio que todo lo que puedo decir es Whoa. Es bastante enorme….Ni siquiera puedo decir si hay alguien aquí.

Delicadamente caminando por el corredor descalzo, Subaru frunció el ceño ante el silencio. Era como si no pudiera escuchar ninguna señal de vida que normalmente debería estar ahí.

—Es muy silencioso incluso para la noche….Hace que no quiera alzar la voz….

Sabia personalidad, Subaru se veía obligado a preguntar, ¿¡Hay alguien aquí!? Con una voz fuerte, pero las circunstancias actuales lo hacía demasiado peligroso.

Después de todo, Subaru aún no determinaba si este lugar era seguro para él o no.

Subaru había aceptado por supuesto que el huésped era amigable, pero en el peor de los casos, era posible que el asesino con un amor por cortar vientres había regresado y lo secuestro.

A pesar de todo, no sería capaz de alzar un dedo si asumía que todo estaba predestinado.

—Kenichi una vez dijo, ‘La vida debe ser vivida’. Es lo que pienso también.

De paso, Kenichi era el padre de Subaru. Era muy normal que una persona como el fuera su padre.

Los pasos de Subaru no desfallecían. Pero después de caminar por un rato, Subaru volteo su cuello un poco.

—He caminado bastante, pero ni siquiera me he topado con un desvió. ¿Es eso posible?

Como era de esperarse, no podía contener sus dudas. Subaru volteo a mirar, pensando en regresar por el otro camino.

Entonces alzo una ceja y observo que, “¿Huh….? Esa pintura….creo que estaba en frente de mi cuando salía de la habitación…”

Subaru cruzo sus brazos mientras se puso en frente de la pintura al óleo que decoraba el pasillo.

La pintura era de la escena de un bosque en la noche. Sintió que era igual a la que vio cuando salió de la habitación.

A menos que Subaru se haya movido literalmente al ritmo de un caracol, salto a la única posibilidad en la que pudo pensar.

—Quizás el piso tiene algún truco que hace que se mueva por si solo o….. ¿Es posible que el corredor da la vuelta?

Probablemente giro en la dirección del mapa opuesto después de ir por cierto camino. Era una trampa de campo que vería en un RPG.

—Si el corredor da la vuelta, quizás tenga algo que ver con el Regreso de la Muerte.

Subaru, esperando que alguien por ahí este de acuerdo con él, agarro la manija de la puerta de la habitación más cercana y la abrió. Cuando lo hizo, una habitación sin adornos que no tenía nada dentro lo saludo. Por supuesto, tampoco no hay nadie aquí.

—Un corredor que da la vuelta con cualquier número de habitaciones…..Entonces si no encuentro el correcto, ¿no puedo salir?

Aunque ni había aceptado por completo que había sido invocado a otro mundo, aquí estaba enfrentándose a un nuevo elemento de fantasía justo después de despertarse.

—Así que si esto va de acuerdo a lo cliché, me puede tomar horas encontrar el correcto. Estaré hambriento; mi mente colapsara, entonces mi cuerpo también lo hará. Si ese es el caso……

La situación hizo que Subaru quiera sostener su cabeza.

Respirando profundamente, Subaru limpio el sudor de su frente y tomo el primer paso decisivo hacia adelante.

Giro la manija de la puerta que estaba al frente de la pintura al óleo — en otras palabras, la puerta que se parecía de la que Subaru había salido.

—Dormiré en mi habitación hasta que alguien llegue. De todas maneras quizás la primera habitación era la meta.

Hablando sus pensamientos característicamente poco serios, Subaru entro a la habitación—

—….. ¿Me pregunto porque te vez como una persona profundamente irritante?

Dentro del archivo lleno de libros que Subaru no recordaba haber visto antes, una chica con cabello rizado lo miro directamente.

Parte 3

Era una habitación que en verdad te gritaba archivos de libros.

El ancho de la habitación era dos veces más grande que la primera, repleta de estantes de libros que llegaban hasta el techo. Cada estante estaba lleno de filas de libros, dolía incluso tratar de hacer una estimación aproximada.

—Cielos, aquí en un lugar lleno de libros y no puedo leer ninguno….que decepción.

Contuvo su respiración cuando miro a todos los estantes de libros a su alrededor, incapaz de encontrar ni uno solo con el título en su portada en Japonés.

Tampoco no era algún tipo de alfabeto, más bien eran caracteres que veías en la capital real—los caracteres de uso común de ese mundo.

Subaru dejó escapar un suspiro mientras miraba los caracteres que no podía leer sin importar que tanto intentara.

—Mirar de pies a cabeza el estante de libros de alguien más, y encima de eso suspirar…..¿Me pregunto si tratas de ofenderme? ¿Quizás deba responder de una manera similar?

—Tu rostro se echara a perder si eres así de enojona. ¡Vamos, sonríe, sonríe!”

—Simplemente soy hermosa por naturaleza. Supongo que mi desprecio despectivo sería suficiente para las personas como tú.

Poniendo las puntas de sus dedos en sus mejillas, la chica sonrió de forma cruel.

Betty era una chica adorable y dulce — una vista que ya había visto varias veces en este mundo.

Se veía más joven que Felt en los barrios pobres, no pasaba de los 11 o 12 años de edad. Su peinado con adornos quedaban con su vestido decorado, ambos enmarcando su adorable cara.

Su cabello cálido y de color crema era largo, distintivo por sus rizos de remolino, si sonriera apropiadamente no habría ningún corazón que no pudiera derretir.

Sostenía un gran libro en sus manos mientras estaba sentada en un taburete de madera, desde el cual miro a Subaru.

—Sabes palabras complicadas como desprecio despectivo, huh…… ¿Y estas de mal humor porque lo entendí a la primera? ¡Es mi culpa! He estado haciendo cosas así desde hace mucho tiempo atrás.”

Subaru Natsuki tenía un truco para escoger la respuesta correcta a preguntas difíciles con muchas opciones, sin pistas, en el primer intento. En el pasado, Subaru ha arruinado sin querer muchas estrategias así. El corredor anterior ya estaba en la lista.

—Todo mi trabajo construyendo el dominio, todo para nada, solo así……es bastante horrible.

re_zero_volume_2_5

—Supongo que la Gran Maestra quiere que desencadene todos sus eventos en vez de saltarme al final, así que lo entiendo. Es mi culpa, mi culpa.

Subaru movió su mano ligeramente pidiendo una disculpa mientras la chica lo miraba con ojos entre abiertos. Aparentemente, el desconsiderado acto de Subaru había frustrado la estrategia de esta chica.

—Bueno, eso ya paso. ¿Puedes decirme en dónde estamos?

—Mmm. Es mi archivo, mis dormitorios…..mis cámaras privadas, ¿quizás?

—¿Eso no debería hacerme sentir algo triste por ti? Quiero decir, ¿no tienes tu propio cuarto para dormir? Eso es horrible. O que uses una librería como tus dormitorios privados…. ¿quizás solo debería reírme?

—¡¿Me pregunto si esos comentarios tienen un toque de provocación?!

La chica molesta contesto con sarcasmo directo, que se hacía llamar Betty, inflo sus mejillas y ataco a Subaru.

—Finalmente estoy llegando al límite de mi paciencia. Supongo que debería un poco ponerte en tu lugar.”

—Oye, lo que sea que estés planeando, no lo hagamos. Soy solo un chico ordinario, ¿sin ninguna habilidad de combate?

Sus ojos se volvieron más pequeños y húmedos mientras que su cuerpo temblaba diminutamente en una pose llamativa. Pero la velocidad de los suaves pasos de la chica incremento.

——Quedate justo ahí.

Repentinamente, Subaru fue atacado por un escalofrió en su columna.

La chica, ya en frente de sus ojos, estiro su mano hasta Subaru. Subaru se congelo mientras que la chica, cuyo tamaño no le llegaba a la parte superior de su pecho, lo miro con ojos azules pálidos. Su piel se volvió piel de gallina mientras un sonido, silencioso resonante y agudo hizo eco dentro de su cabeza.

—¿Hay algo que quieras decir….?

Mientras la chica hizo su pregunta, se descongelo por un momento. Subaru busco la mejor cosa que podía decir durante el instante en el que tuvo tiempo. La mirada de Subaru se distrajo mientras sus labios temblaban.

—No va a doler, ¿verdad?

—¿Me pregunto si debería aplaudir la devoción de tu lengua suelta?

Hablando con un tono de verdadera admiración, la chica extendió su mano hacia el pecho de Subaru. Su palma fue empujada contra su pecho, la punta de sus dedos presionaron suavemente la superficie. Se sentía un cosquilleo. Y……

—¡Bwah……!

…….al siguiente momento, Subaru sintió como si todo su cuerpo estuviera en llamas.

Algo estaba invadiendo su interior, haciéndolo sentir que estaba en llamas desde la punta de sus dedos hasta la punta de su cabello. El misterioso dolor era como si un dedo de fuego estuviera rastreando sus órganos internos.

Su visión se oscureció. Cuando Subaru volvió en sí, había caído sobre sus rodillas, una gran cantidad de lágrimas fluían de él.

—Parece que no te desmayaste. ¿Quizás eres tan fuerte como escuche?

—Qu-Que hiciste, loli de taladro….”

“Simplemente interferí con el mana dentro de tu cuerpo. ¿Me pregunto si la circulación se siente ligeramente extraña?

La chica calmadamente murmuro mientras se arrodillaba y golpeo el cuerpo de Subaru con un dedo.

—Bueno, sería bueno confirmar si tienes una intención hostil o no. Y, en cuanto a tu rudeza hacia mi trabajo duro, tu mana debería ser confiscada antes de dejarte ir, supongo.”

Subaru, llegando a su límite, fue incapaz de mantenerse erguido por el golpe, su cabeza cayendo al piso. A pesar de esto, fue capaz de lentamente usar si cuello, mirando mientras la chica lo miraba con una sonrisa sádica.

—No eres….humano, ¿verdad? Y no me refiero a tu personalidad….

—Eres bastante lento en entender eso para alguien que acaba de conocer a Pukie.

La chica miro con sorpresa mientras Subaru gateaba. Se veía más joven que su elección de palabras dio a entender, sintiendo como el tipo de chica que arrancaría las alas de un insecto en un juego cruel.

—Corrección….tu personalidad también es…..inhumana.

—Seguramente un ser sublime que va más allá de tu habilidad de entendimiento, humano.

Era una declaración excesivamente fría que provenía de los labios de una pequeña chica.

<Cielos, ¿¡Acabo de despertar y estoy siendo noqueado de nuevo!?>

—Si mueres aquí, tú cascara sería difícil de remover. Debería decirles a los demás.

<No digas cascara, hace que parezca un insecto, pequeña mocosa>

Subaru volvió a dormir una vez más, incapaz de mover incluso su lengua frívola.

Parte 4

—Vaya, parece que ya despertó, hermana.

—Así es, Rem. Ya despertó.

Cuando despertó de nuevo, dos chicas hablaron, sus voces compartían el mismo timbre de voz.

Estaba en la misma cama suave y como de antes. La ligera abertura de las cortinas dejó entrar a los rayos resplandecientes del sol, quemando los parpados dormilones de Subaru. Instintivamente asumió que era de mañana.

—Ugh, No soy tan nocturno ya que soy un residente de la noche. Despertar en la mañana hace que mi pecho arda…..

Ya despierto, Subaru se sentó mientras recordaba que sus ciclos de día y de noche eran invertidos mientras no estaba a la escuela. Miro alrededor, giro sus hombros, y dirigió sus caderas hacia la ventana mientras miraba en esa dirección.

—Querido huésped, en este momento son las siete en tiempo solar.

—Querido huésped, en este momento son las siete en tiempo solar.

Sus voces amigables expresaban la hora del día. Las siete en tiempo solar — no sabía que significaba eso, pero supuso que era algo similar a las siete AM.

—Siendo eso el caso, si no cuentan el despertar anterior, he dormido todo un día entero, ¿huh?

—Bueno, mi record es dos días y medio, así que no es la gran cosa, en serio.

—Hermana, ¿lo escuchaste? Que cosa tan holgazán para decir.

—Sí, Rem lo escuche. Que cosa tan buena para nada.

—¡¿Entonces quiénes son estas señoritas que han estado reprendiéndome en altavoz?!

Subaru se sentó rápidamente, siendo tomado por sorpresa por las chicas, estando a ambos lados de la cama. Las chicas corrieron una corta distancia a una esquina de la habitación, uniendo sus manos y acercando sus rostros mientras lo miraban.

Estando lado a lado, sus rostros eran como dos gotas de agua; las chicas obviamente eran gemelas.

Ambas median aproximadamente 150 cm de alto. Sus grandes ojos, labios rosados, la belleza juvenil y suave de sus rostros las hacia totalmente adorables. Ambas tenían su cabello cortado hasta los hombros, con su cabello partido para cubrir un ojo — una en el ojo derecho y la otra en el izquierdo. La forma en que su cabello estaba partido y el hecho en que la una tenía cabello rosado y la otra azul eran las únicas pistas vistas visibles para diferenciarlas.

Las gemelas observaron a Subaru cuidadosamente. Su mente se agito, como si todo fuera rasguñado, mientras de repente se dio cuenta.

—Imposible…. ¿¡También hay uniformes de sirvientas en este mundo!?

Usaban delantales negros con encajes blancos y tocados de encaje blanco sobre sus cabezas.

Estos trajes eran especialmente modificados para exponer sus hombros angostos, los cuales combinaban con las faldas cortas, presumiendo las líneas de sus cuerpos de una forma escandalosa. Subaru no sabía mucho de los uniformes para sirvientas, pero estaba seguro que el nivel de piel expuesta representaba el gusto personal del diseñador…aunque de todas formas las gemelas que lo usaban eran hermosas.

—¡Pensé que las sirvientas deben vestirse de forma modesta….pero creo que soy un admirador!

—Esto es terrible, Hermana. Ahora, en la cabeza del Querido Huésped, eres el sujeto de pensamientos obscenos y degradantes.

—Esto es terrible, Ahora, la cabeza del Querido huésped está llena por completo de pensamientos repugnantes acerca de ti.

—No subestimen mi capacidad mental, señoritas. ¡Ambas serán estrellas en mis fantasías!

Subaru cruzo sus antebrazos e hizo movimientos sugestivos con sus dedos. Los gestos hicieron que el rostro de las dos sirvientas temblara; las chicas se abrazaron entre sí, liberando sus manos y apuntándose entre ellas.

—Por favor perdóneme, Querido Huésped. Déjeme ir y en cambio profane a mi hermana.

—Por favor perdóneme, Querido Huésped. Déjeme ir y en cambio humille a Rem.

—¡¿En dónde está el amor de hermana?! Quiero decir, ¡¿venderse entre sí y convertirme en algún archivillano?!

Las dos sirvientas lanzaban el rol de chivo expiatorio de una a la otra, mirando a Subaru como si se preguntaran en cual clavaria sus malvados colmillos primero. Ahí fue cuando repentinamente se dio cuenta….

Knock, knock. La chica detrás de la puerta abierta, tocando suavemente mientras los miraba.

—¿….No podrías haberte levantado con menos drama?

Hoy, estaba dejando que todo su cabello largo plateado cuelgue naturalmente hasta sus caderas. Su vestido no era la bata que él había visto en la capital sino más bien, un vestido que acentuaba su piel clara y su físico delgado con su diseño.

La falda era inesperadamente corta; Subaru, maravillado como resaltaba sus largas piernas, hizo un puño de triunfo.

—¡Lo entiendo! ¡Quienquiera que escoja esto, entiendo lo que están pensando!

La chica de cabello plateado —Emilia— estaba mirando boquiabierta ante el elogio de Subaru.

—…..No estoy muy segura a que te refieres, pero estoy muyyy decepcionada ya que sé que es algo que no tiene sentido.

En un movimiento, la repentina visita había mejorado enormemente el estado mental de Subaru.

En un lugar lleno de desconocidos—su incidente con la primera pequeña chica que conoció fue especialmente conmovedora—mirando a Emilia, un rostro amistoso que había conocido justo después de ser invocado a otro mundo, lo hizo mucho más especial en su mente.

—Pensar que estaba preocupada un poco cuando escuche que Beatrice fue dura contigo cuando estabas débil…..en verdad no debería haberme molestado.

—Aunque estoy de un súper buen humor por despertarme viendo tu rostro. Estoy un poco asustado para preguntar esto pero….

re_zero_volume_2_6

Con Emilia mirándolo de una manera sospechosa, Subaru puso sus ambas manos juntas y de forma tímida la miro con los ojos volteados.

—Tú, ah…..me recuerdas, ¿verdad?

—Ese gesto, por alguna razón no me gusta. Además, es una pregunta extraña. No creo que olvidaría a alguien que sobresale tanto como tú lo haces, Subaru.

Con Emilia sonriéndole encantadoramente y diciendo su nombre, Subaru dejó caer sus hombros en alivio. Entonces, dándose cuenta que por primera vez una chica lo estaba llamando por su nombre, estaba bastante avergonzado.

—Pero escuche, Srta., Emilia. Esta persona fue terrible humillante con mi Hermana, eso es.”

—Escuche esto, Srta. Emilia. Esta persona ha atrapado y violado chicas. Rem, eso es.

Las gemelas dejaron a Subaru detrás, quien ahora estaba rojo estaba la punta de sus orejas, mientras corrían hacia Emilia para hacer sus acusaciones infundadas. Emilia hizo una sonrisa torcida ante sus calumnias y miro de reojo a Subaru.

—No…conozco a Subaru lo suficiente para decir no haría eso, pero confió en que probablemente no lo hizo. No lo molesten demasiado, ¿okey?

—Sí, Srta. Emilia. Ram reflexionara sobre esto.

—Sí, Srta., Emilia. Rem va a reflexionar sobre esto.

A pesar de sus declaraciones, las gemelas parecían no decirlo en serio ni un poco. Emilia no mostro ninguna señal de oponerse a su actitud, quizás simplemente era porque estaba acostumbrada a eso.

—De todas maneras, Subaru, ¿estás bien? ¿Alguna parte de tu cuerpo se siente mal?

—Mm, oh, sí, antes que me duerma sentí que todo mi cuerpo estaba en llamas e iba a morir, pero ahora no siento nada de eso. En realidad creo que dormí demasiado.

—Si no te sientes mal, está bien. ¿Crees que puedas dar un paseo?

—¿Paseo?

Emilia estaba haciendo una pequeña sonrisa mientras Subaru inclinaba su cabeza.

—Sí, un paseo. Trato de ir al jardín una vez al día, y parece que es buen tiempo para hacerlo, ¿no?”

—Una vez al día…. ¿Haciendo qué? ¿Regando la cama de flores?

—No exactamente. Una de las condiciones de mi contrato con varios espíritus es que haga contacto y hable con ellos cada mañana.

Cuando Emilia dijo espíritu, Subaru recordó al espíritu gato que había visto junto a Emilia.

Un paseo y una charla con los espíritus. Era una buena idea que aumentaba su curiosidad — y sus motivos ocultos.

—Suena como una grandiosa rehabilitación para mí, Emilia-tan. ¿Qué tal si doy un paseo por el jardín y hago ejercicio mientras hablas con los espíritus?

—Bueno, si no hablas en voz alta o haces un gran relajo, por supuesto…. ¿Eh? ¿Qué acabas de decir?

—Okey, es un trato. ¡Vamos al jardín!

—Oye, ¿Qué dijiste? ¿Qué es tan? ¿De dónde viene eso?

El nombre cariñoso parecía confundir a Emilia. Subaru estaba ocultando su sonrojo al haberle llamado por su nombre tan abiertamente cuando volteo hacia los rostros de las dos sirvientas de pie lado a lado.

—Oigan, hermanas sirvientas. ¿Dónde está mi vieja ropa? Siento como si estuviera usando una bata de hospital cuando estaba inconsciente. Creí que la mansión me lo había prestado, pero….

—¿Lo entiendes, Hermana? ¿Quizás se refiere a ese trapo de color gris apagado?

—Lo entiendo, Rem. Se refiere a ¿esa pieza de suciedad de color de ratón y manchada de sangre?

—Tienes agallas, llamarla suciedad y que digas que se parece a una rata sucia. Si es una pieza, ¿puedes devolvérmelo?

Ante la petición de Subaru, las gemelas voltearon a mirar a Emilia. Sus rostros decían que pedían permiso. Cuando Emilia respondió con un asentir, las gemelas educadamente se inclinaron y salieron de la habitación.

—No necesitas escuchar esto de mí, pero no debes esforzarte. Fuiste terriblemente herido.

—Aunque cerraste perfectamente la herida. Oh, si….

Como si recordara algo, Subaru estiro su postura y lentamente inclino su cabeza hacia Emilia.

—Gracias por sanar mis heridas, Emilia-tan. Me salvaste. Tengo mucho temor en morir, me gustaría hacerlo solo una vez.

—¿Normalmente puedes hacerlo solo una vez….? Pero, mm-hm, no importa eso…..

Después de ese espontaneo golpe verbal, los ojos purpura de Emilia dudaron al mirar a Subaru.

—Debería ser yo la que te de las gracias. Arriesgaste tu vida por la mía cuando apenas me conocías. Lo menos que podía hacer era sanar tus heridas.

La respiración de Subaru se detuvo ante su rostro sincero de disculpa.

Se odiaba a si mismo por ser incapaz de darle la respuesta que quería.

Emilia había dicho no importa eso a su salvación. Aun así era Emilia la que lo había salvado primero. Pero solo el recuerdo de eso estaba en la memoria de Subaru.

Subaru sonrió, conteniendo la gratitud que nunca podría expresar apropiadamente.

—Bueno, ya que nos salvamos entre nosotros, creo que estamos a mano aquí.

—¿A mano….?

—¡Significa que ninguno de nosotros le debe al otro una cosa, así que nos llevemos bien, amiga!

Si estuviera hablando a un residente del Distrito pobre, este sería el tiempo en que estuviera dándole una palmadita amablemente en el hombro. Pero en ese momento, era todo lo que Subaru podía hacer para cubrir su rostro avergonzado y sonrojado. Emilia le sonrió suavemente a Subaru.

—¿En serio necesito a un hermano menor así de raro?

—¡¿Es un comentario bastante fuerte?!

Dejo caer sus hombros ante la casual crítica.

Ambos rieron ante la conversación mientras la puerta se abría y las gemelas sirvientas regresaban. Subaru se levantó mientras las veía cargar su jogging, una pieza cada una.

—Supongo que es hora de reiniciar el día.

Su primer día desde que supero el Regreso de la Muerte estaba verdaderamente comenzando.

Parte 5

Subaru sacudió su cabeza cuando las sirvientas le ofrecieron vestirlo, cambiándose de ropa por si solo antes de dirigirse al jardín de la mansión con Emilia.

Subaru dejo salir un suspiro de admiración mientras miraba al jardín extenso.

—También es bastante grande. La mansión es enorme, pero esto es más una pradera que un jardín.

Había visto jardines de mansiones de personas adineradas en los mangas y anime de vez en cuando. Eran el tipo de lugar donde organizaban cenas. Ahí, en medio del enorme jardín. Subaru comenzó sus ejercicios de calentamiento para comenzar su rehabilitación a toda prisa.

Emilia miro con curiosidad mientras miraba los movimientos de Subaru.

—Esos raros movimientos. ¿Qué estás haciendo?

—Oh, ¿No hacen ejercicios de calentamiento aquí? Los haces antes de empezar ejercicios extenuantes.

—Hmm, no he visto mucho de eso. Pero entiendo que es peligroso hacer movimientos difíciles y repentinos.

—¿Así que las personas no hacen calentamiento en este mundo? Oh bueno, no se puede hacer nada— ¿Qué tal si te enseño? ¡Ejercicios genuinos de calentamiento de mi lugar natal, transmitido a través de las generaciones!

Emilia parecía ceder ante la proclamación segura de Subaru.

—B-Bueno. Solo un poco, entonces.

Dijo, copiando a Subaru. Subaru se puso al lado de Emilia y le dio instrucciones.

—¡Calentamiento matutino Parte Dos! ¡Eleva tus manos y estira esa espalda~~!

—¡¿Eh, que, imposible?!

—Solo haz lo que yo hago. ¡Voy a incentivar el calentamiento calestenico dentro de ti!

Con Emilia perdiendo, Subaru la regaño y siguió el ritmo de una rutina famosa por toda la nación. Emilia al principio aún estaba sorprendida pero intento un rápido estudio. Cuando ambos terminaron de dar sus últimos respiros, Subaru extendió ambas manos hacia el cielo.

—Y por último, eleva tus manos. ¡Victoria!

—¡Vi-Victoria!

“Okey, aquí vamos. ¡Emilia-tan, ahora eres una novata en el calentamiento calestenico!

Al haber terminado de hacer el calentamiento calestenico con todo su fuerza, el rostro de Emilia mostro que el nuevo título había causado una gran impresión. Pero hizo una cara como si acabara de recordar su objetivo principal.

—Es verdad. Las cosas se desviaron del camino, pero si olvido esto, se enojaran.

Emilia, haciendo una sonrisa placentera y suave mientras hablaba, saco un cristal verde de su bolsillo y se lo mostro a Subaru.

—Ah, eso es….

—Un cristal para que los espíritus lo habiten. Tú sabes, como Puck.

—¿El gatito que duerme durando los momentos más importantes? Apuesto que no sabe de mi escena heroica, ¿verdad?

El cristal brillo como si reprochara a Subaru por tomarlo en broma. Al principio la voz indiferente provino del cristal.

—Oh, no para nada, Subaru. Lía me conto todo acerca de eso después que las cosas terminaron.

Finalmente, la luz se desbordaba del cristal y se condenso dentro de una formación de contornos encima de la palma de Emilia.

—Hey. Buenos días Subaru. Hace un buen clima.

—Aunque para mí ha sido una noche y mañana de arriba hacia abajo. Primero el bucle del corredor, luego esa chica pequeña amenazadora. Ahora ya pase eso y estoy ejercitándome con Emilia-tan….

Los labios de Emilia formaron un puchero.

—Las personas lo malinterpretaran si lo dices de esa forma.

Luego Emilia miro a Puck, sentado sobre la palma de su mano.

—Buenos días. Puck. Lamento por presionarte tanto el día de ayer.

—Buenos días, Lía. Aunque yo soy él debe disculparse por lo de ayer. Casi te pierdo. En serio no puedo terminar de agradecerle a Subaru.

Puck miro a Subaru con sus ojos oscuros mientras acariciaba su nariz rosada con su pata.

—Bueno, te debo una. Me pregunto si hay algo que desees. Quiero decir algo que pueda hacer.

La respuesta de Subaru a la grandiosa declaración de Puck fue inmediata.

—Está bien, deja que toque tu pelaje hasta que me canse de el.

Los ojos de Emilia y Puck se abrieron por completo. Aparentemente, la velocidad de la respuesta los había sorprendido tanto como el contenido de la misma.

—¿No deberías de tomarte un poco más de tiempo para decidirlo? Puck se puede ver pequeño y poco fiable, pero su nivel de poder es algo muy diferente.

—Oye, para mí, ser capaz de sentir el pelaje de la fabricación más fina es algo realmente bueno. No tomaría nada de dinero por eso. No, hablando en serio.

Mientras Subaru hablaba, tomo su dedo derecho y lo extendió hacia Puck: primero su panza, luego su mentón y las orejas para terminar.

—¡Oh, estas orejas son adictivas! ¡Estoy totalmente cautivado por tu esponjosidad!

—Lo sé al leer tus pensamientos, pero escucharlo que lo digas, wow.

Subaru generosamente jugo con Puck mientras hacía sonidos agradables con su garganta.

Emilia dejo salir un suspiro de resignación mientras miraba a Subaru y a Puck jugar.

—Bueno, iré a hablar con los espíritus inferiores, entonces….está bien si ustedes dos juegan, pero no interfieran, ¿okey?

—Así que nos abandonó.

—Yap, nos abandonó.

Mientras ambos dejaban caer sus hombros, Emilia los ignoro mientras suavemente fue hacia una esquina del jardín. Limpio un poco el suelo antes de sentarse. Emilia cerró sus ojos mientras luces pálidas comenzaron a rodearla.

<Había visto esa vista antes.>

—Espíritus inferiores, ¿huh?

—Asi es. La mayoría son clasificados como espíritus superiores e inferiores……aunque muchos están fuera de esas categorías.

—No es como si no ayudara….pero no sé cómo clasificarlos.

Subaru sabía que las luces jugueteando alrededor de Emilia eran espíritus inferiores ya que Emilia lo había dicho durante el bucle en la capital real.

Mientras Emilia se sentaba, hablo suavemente con los espíritus menores, sonriendo de vez en cuando; los espíritus menores parecían brillar o desvanecerse en consecuencia.

—Dijiste ‘un pacto con los espíritus inferiores’ pero, como, ¿Qué es eso?

—Un pacto ceremonial con un espíritu—formando un contrato.

Subaru frunció el ceño ante el término que no había escuchado antes.

—Err, veras, un maestro espiritual no puede usar hechizos espirituales a menos que haga un pacto con los espíritus primero. Los detalles de los pactos difieren de acuerdo con los espíritus. ¿Me entiendes?

—Entonces no es como el interés y la garantía de un préstamo bancario, entonces. Gotcha.

—Mi nombre no es Gotcha, pero continuemos. Así que espíritus individuales quieren diferentes cosas….pero espíritus inferiores como esos quieren pactos con la simple condición de contactarse con el hechicero.

—Entonces es algo fácil para los principiantes. ¿Entiendo que no funciona con otros espíritus?

—Ayuda que eres rápido en entender. Aunque esto no ira lejos si te vas por la tangente.

Oops, dijo Subaru con una sonrisa ruborizada. Por su parte, Puck lo miro de una forma cálida mientras jugaba con sus propios bigotes.

—Es verdad. Es difícil satisfacer a un espíritu con voluntad propia, como yo. Me gustaría darle al que hace el pacto tanto como yo desee….pero mis condiciones con Lía son muy estrictas.

—Ha estado en mi mente desde hace mucho, pero Lía, es un lindo apodo.

—Aunque tu Emilia-tan es mucho más lindo, también debería llamarla así.

——No lo hagas. En serio. Te lo suplico.

Con las mejillas infladas. Emilia interrumpió sus juegos tontos.

Mientras Emilia regresaba, los espíritus alrededor de ella parpadearon, aparentemente la Hora de Conversación Espiritual termino. Subaru se levantó y limpio la hierba de su parte posterior.

—¿El tiempo de calidad termino? Eso se sintió más fácil de lo que espere.

—Estaba consciente de ustedes dos, así que les dije que sea breve. Tenemos cosas que discutir hoy.

Mientras Emilia hablaba, ofreció la palma de su mano; Puck salto desde Subaru, aterrizando sobre ella. Los ojos redondos de Puck voltearon hacia Emilia con lo que parecía una sonrisa satisfecha y pequeña.

—Está bien. Tengo un buen presentimiento acerca de él, y no puedo encontrar ni una pizca de malicia, hostilidad, o alguna intención de hacer daño. Subaru es un buen chico, aunque su personalidad es un poco extraña.

—Ahora espera un….

Asustado por la evaluación de Puck hacia Emilia en varios niveles, Subaru solo pudo mirar boquiabierto.

—Porque….Incluso si es verdad, ¿decirlo en frente de él no es doloroso?

—¡Oh, ah, está bien! Soy un completo extraño para ti, así que por supuesto que me echarías un vistazo. Estas en toda la razón en dudar de mí. ¡Pero esa parte al final realmente dolió, Emilia-tan!

Emilia rápidamente cubrió su boca con una mano e hizo una sonrisa apenada ante Subaru.

Subaru no había tocado a Puck por todos lados sin ninguna razón. Esperaba que esto sucediera. Emilia y los demás no eran tan descuidados para aceptar a Subaru sin saber ni una sola cosa firme acerca de él. No hay duda que eso explicaba el comportamiento de Ram y Rem.

—Con eso dicho, no tengo ninguna buena forma de explicarlo.

Obviamente no había ningún registro preexistente de Subaru en este mundo. Explicar que había sido invocado era algo difícil de vender, con buenas probabilidades seria tratado como un lunático.

Al ser ese el caso, permitir que Puck lo evalué era la mejor opción. Las palabras de Puck, confiadas por Emilia y ser capaz de leer los pensamientos conscientes, era mucho más convincente que cualquier cosa que Subaru podría decir.

—Está bien Lía. Oh, y se lo que estas tramando Subaru. Chico travieso, usar mi lectura de la mente de esa forma.

—Estoy honrado. ¡Nos llevemos estupendamente bien, mi amigo!

Como Subaru se dirigió a ellos causo que el rostro de Puck se sorprenda, entonces hizo una sonrisa grande.

—Ha pasado un largo tiempo desde que tuve un trato así. Me gusta.

—Preferiría escuchar esas palabras de Emilia-tan. Oh bueno, como dicen, para derrotar a un general, primero derrota a su caballo…..Bueno, ¿eres un tipo de gato así que eso aún tiene sentido?…. ¿Me pregunto?

Una mirada sorprendida cayó sobre Emilia mientras miraba a Subaru poner un dedo en su mentón y sumergirse en sus pensamientos.

Cuando Subaru curiosamente alzo sus cejas, Emilia inhalo un poco.

——En serio, Subaru, eres tan extraño.

—¿Huh?

“Mirar de una forma coqueta a…..una media elfa como yo quien habla con los espíritus es una cosa normal…..me sorprendió, incluso como una broma.

En su corazón, Subaru ataco, ¿Te sorprenderías si supieras que no eran una broma? Pero olvido todo eso mientras se enamoró de la sonrisa encantadora de Emilia.

Esta sonrisa estaba a la par de la que ella le había dado cuando intercambiaron nombres en la capital real. Parecía fugaz y caprichosa, lo cual causo que su corazón se agitara aún más.

Su hermoso cabello plateado y suelto era tan irreal como el roció de la luz de la luna, su piel era tan pálida como la primera nieve. Sus ojos violetas parecían sostener la mente de Subaru firmemente en su hechizo y no lo soltarían. Sabía que era sublime, hermosa, con un corazón de oro envuelto con un núcleo sólido.

Subaru quería nada más que colocar sus manos en sus mejillas y darle gracias a la Madre Naturaleza, pero se abstuvo.

—Huh, ¿me pregunto qué les pasa a esos dos?

Y, mientras Emilia menciono algo que había notado, Subaru miro hacia la mansión.

Las gemelas sirvientas estaban caminando por la mansión. Ambas hicieron una reverencia formal a Subaru y Emilia, hablando en perfecta sincronización, ni en lo más mínimo apagada.

—El Maestro Roswaal, el señor de la mansión, ha regresado. Por favor vengan por aquí.

Su combo perfecto sorprendió a Subaru, pero el cambio del comportamiento de las sirvientas lo sorprendieron aún más. Su frivolidad de antes no estaba por ningún lado, reemplazado por el sentido de dignidad propio de las sirvientas de la alta clase.

—Ya veo. Roswaal…..Entonces, sería mejor que vayamos a verlo.

—Sí, también dijo que llevemos a nuestro Querido Invitado, debería estar despierto.

Puck se escabullo en el cabello plateado de Emilia, el rostro de Emilia se puso tenso mientras palpaba su cabello.

Mirándola de un lado, Subaru doblo su cuello ligeramente al ser llamado.

—Entonces, ¿de todas maneras quien es este chico Roswaal?

—El Señor de esta mansión…Ah, es verdad, no lo explique.

Emilia puso su palma sobre su boca cuando se dio cuenta de su propio error.

—Err, es verdad. Roswaal es…..Lo entenderás cuando lo conozcas.

—¡Dejaste esa expresión demasiado rápido! ¡¿Qué, es demasiado sencillo para describirlo?!

Emilia, Puck, Ram y Rem respondieron al mismo tiempo….

——No, es lo opuesto.

La mandíbula de Subaru cayó en una cara de sorpresa multiplicada por cuatro. La chica de cabello azul cerro gentilmente su boca desde abajo con su mano antes de dar una reverencia formal.

La sirvienta de cabello rosado al lado de ella señalo hacia la mansión.

—Uno no puede describir al Maestro Roswaal con solo palabras. Lo entenderás cuando lo conozcas, Querido Invitado. Todo está bien; es un señor amable.

Las gemelas se encontraron con la mirada de cada una y asintieron, con la afirmación repetitiva causando que sus dudas se profundicen aún más.

Con Subaru desconcertado, Emilia parecía como si estuviera de acuerdo de mala gana con las gemelas mientras gentilmente se acercaba a él. Dándole unas palmadas al hombro de Subaru, Emilia murmuro con una voz grave.

—Lo más probable es que se lleven bien, Subaru. Aunque te cansara.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s