Prólogo

– Me niego.

La respuesta de Zesca Aldebaran fue bastante directa.

– Lamentablemente, estoy muy ocupada. Por eso, Tooi. No tengo tiempo libre para acompañarte en tu viaje de autosatisfacción llamado restablecimiento del contrato.

En una casa antigua de estilo occidental silenciosamente aislada fuera de la ciudad.

La Compañía Aldebaran compró la casa la cual originalmente fue usada por un noble y reformada para ser usada como una base comercial.

El grupo se las arregló para entrar a la sala de recepción pero, el espacio era muy peligroso para ser llamado espacio de recepción y estaba cubierto en una atmósfera siniestra.

Innumerables armas como espadas, lanzas, escudos y armaduras estaban alineadas contra la pared. Y cada una de ellas eran gemas que podía ser percibida como un artículo de primera clase con solo una mirada.

Dentro de la habitación, una silla lujosa estaba colocada en un lugar el cual era un peldaño más alto que sus alrededores.

«Este es más un espacio público que una sala de recepción»

Esta era la primera cosa que Tooi pensó en el momento que entró a la habitación. E inmediatamente, descubrió que esta habitación era su pasatiempo.

Había una mujer sentada en la parte trasera de la habitación con la arrogancia de una emperatriz.

Es una belleza con uno rasgos faciales majestuosos. Tenía un cabello pelirrojo ardiente, y una mirada profunda. Una armadura negra estaba cubriendo todo su cuerpo pero, por otra parte, la tasa de exposición eran muy alta, emitía un encanto indescriptible y sublime.

Mientras cruzaba sus piernas, puso sus manos sobre el codo de la silla y estaba mirando al grupo con una mirada fría.

La Deidad la [Emperatriz de la Guerra], Zesca Aldebaran.

Un espíritu de alto rango que solo existen 21 en este mundo, alguien que derrotó al Rey Demonio con Tooi como su compañera y como una de las [12 Diosas – Nebulosa]

Actualmente, La “Compañía Aldebaran” es la principal tienda de armas con la región noroeste del Imperio Arludea como su sede.

– Oh, no seas tan distante. Esta es nuestra tan ansiada reunión, ¿sabes?

Tooi ligeramente encogió sus hombros.

Alua chut, quien vino con él a esta mansión, estaba a su lado. A diferencia de Tooi quien actuaba tranquilo, estaba temblando por la atmósfera intimidante que era liberada por la deidad.

– Bueno, me alegra que te veas feliz. Esta tienda de armas aparentemente está recaudando bastante dinero. Supongo que Zesca tiene un talento inesperado en los negocios.

Zesca dejó salir un suave suspiro en respuesta a Tooi quien dijo eso mientras silbaba.

– … nunca cambias. Es como si no te aferraras a nada, o es como si fueras a tu propio ritmo. ¿Estabas viviendo con una actitud despreocupada en tu mundo?

– Mi abuela dijo esto, “Cuando estés en Romas, haz como los romanos”, no importa en qué mundo esté, no cambia el hecho que sea yo mismo así que, viviré mi vida como a mí me guste.

– Abuela huh… Fuun. Ha sido un largo tiempo desde que escuché esa extraña forma de hablar.

Zesca con cansancio pero de alguna manera relajó su boca de la nostalgia.

Sin embargo, inmediatamente se deshizo de su sonrisa y los miró con una mirada severa.

– Sin importar que, no tengo ninguna intención de reestablecer nuestro contrato y no me interesa las acciones de las demás deidades en otras partes del mundo. Tengo algo que necesito hacer ahora.

– Y eso es… ¿vender armas a las rebeliones?

Después de quedarse en silencio hasta ahora, Alua se involucró en el asunto. Su voz temblaba terriblemente pero, estaba llena con una fuerte determinación.

– Zesca-sa… ¿Sabe a quién está vendiendo esas armas? Sabes cuánto sufrió el ejército del imperio debido a que vendiste esas armas…

– No me importa.

La petición de vive o muere por la joven chica, fue derribada por Zesca.

– La Situación del Imperio y su prosperidad no es mi problema. “Poder a quienes lo desean”. Esa es el ideal de mi tienda y el de mi actual orgullo. No he hecho nada más que entregar mis armas a los guerreros que desean poder.

– … si la rebelión aumenta en poder, un gran levantamiento puede ocurrir justo como paso con los “Ifnates”… ¿Estás diciendo que esto debería suceder?

– Más bien, es lo que deseo.

Zesca hizo una arrogante sonrisa.

– El campo de batalla es el único lugar donde las armas muestran su verdadero valor. Espadas y martillos siendo balanceados, arpones y lanzas perforando, flechas volando, escudos y armas rompiéndose… el choque del orgullo y la determinación. Las armas que creo probablemente mostraran su brillo más grande en los estragos de la guerra, donde los guerreros son capaces de mostrar su alma con orgullo.

Alua estaba quieta sin decir una sola palabra mientras era tragada por ese discurso de valor.

Beneficiarse de la frecuente aparición de guerras es un negocio para los negociadores de armas.

Las palabras de Zesca son naturales tomando en cuenta su posición como la jefa de la tienda de armas pero, dejando de lado a eso, Tooi pensó que esas palabras eran lo que diría.

Amaba las armas, respetaba a los usuarios de las armas y daba una alabanza definitiva al ganador después de una batalla a muerte.

Esas eran las palabras apropiadas para la orgullosa guerrera… Zesca Aldebaran quien daba vueltas en el campo de batalla con las innumerables armas que ella misma creaba.

– Cualquier otra pregunta será inútil. Regresen.

Zesca dijo eso con una actitud inaccesible.

Tooi cerró sus ojos por uno segundo para pensar pero…

– Lo entiendo. Me iré por el día de hoy.

Silenciosamente se retiró.

– Regresaré nuevamente.

– Es inútil sin importar cuantas veces vengas. Tooi… nunca te perdonaré.

El tono de Zesca era suave y sus ojos estaban ardiendo con una ira silenciosa.

– ¡No te permitiré que digas que lo has olvidado, Tooi…! ¡Esa oración que dijiste en ese entonces…!

– …

Por el otro lado, mientras estaba siendo abrumado por el aumento de su ira…

– Esa fue una loca oración.

… Tooi involuntariamente pudo decir eso quedandose quieto.

Tooi Cross y Zesca Aldebaran.

La reunión de maestro y sirviente que una vez formaron un contrato terminó con una importante pista que lo ayudaría a resolver el por qué de la hostilidad por parte de ella.

Deseando por la siguiente de las [12 Diosas – Nebulosa] después de Ryura Vega, ¿Cuál fue la razón que Tooi tenía para encontrarse con Zesca?

Para explicar los detalles, la historia necesita regresar a los eventos que ocurrieron en la Capital Imperial hace un mes.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s